Ante la falta de medicamentos la prevención es vital para combatir el cáncer

Muchos pacientes dependen que sus familiares manden de otros países los tratamientos

Ante la falta de medicamentos la prevención es vital para combatir el cáncer

Ante la falta de medicamentos en Venezuela, la prevención en es vital para combatir el cáncer de seno. Así lo señaló la presidenta de Fundaseno, Kenny Mollegas, durante la decimoséptima Caminata Rosa, que se llevo a cabo este domingo 21 de Octubre, en la plaza Miranda en los Dos Caminos, con una nutrida participación de pacientes y familiares quienes tuvieron la oportunidad de participar en una bailoterapia y ser beneficiados en una jornada de salud.

Felicia Victoria, tiene 55 años y hace cinco años fue diagnosticada con cáncer en la mamá derecha “a pesar que todos los años me hacia mis exámenes respectivos, por prevención un tardío diagnostico médico no me permitió comenzar a realizar al tratamiento a tiempo y fue necesario la extirpación de mi seno. Durante todos estos años he mantenido el tratamiento que me han señalado, pero hace unos meses me realizan un nuevo estudio y también me van a intervenir el otro seno”.

Indicó que ante la falta de medicamentos y los altos costos de las consultas, su hija mayor se marchó del país para poder tener el dinero necesario para costear todo el tratamiento “y ahora también se fue de Venezuela mi hija menor, para también ayudar con la compra de las medicinas, pago de las consultas y la operación, cuyos procesos lo vamos hacer en clínicas privadas, ya que en los hospitales no hay equipos, insumos y tampoco médicos” dijo Felicia Victoria.

En la caminata también se encontraba Josefina Rivas, una joven de 26 años de edad, que con su cabeza rapada producto de las quimioterapias recibidas, también señaló que lograr conseguir los medicamentos y enfrentar la operación para que le extirparán y reconstruyeran el seno izquierdo en que le fue localizado un cáncer.

“Fue duro conocer la noticia de mi enfermedad, pero con el apoyo de mi familia y de mi novio he podido superar el proceso. Cuando me dijeron que era necesario la operación, lloré mucho tenía miedo, pero perder el seno significaba tener una gran oportunidad de seguir viviendo y decidí vivir. Hemos hecho colectas familiares, los amigos que viven fuera del país me han ayudado, la recomendación realizarse el autoexamen, tocarse regularmente, invertir en los exámenes necesarios, se los dice una sobreviviente del cáncer” dijo Rivas.

Aura Rojas, caminaba junto a su esposo Juan, en representación de su hermana que padece de un cáncer en la espalda, que no ha podido ser atendido por la falta de medicamentos “mi hermana se encuentra en Ciudad Bolívar “mi hermana vive en el pueblo de Soledad, allá no hay nada para atenderla, no tenemos familiares fuera del país que pueda ayudarnos y tampoco el dinero para comprar las quimioterapias, hemos visitado todos los ente del gobierno pidiendo ayuda, pero no hemos logrado nada. Es una injusticia la situación de salud que atravesamos en Venezuela, aquí necesitamos la ayuda humanitaria de otros países”.

"Esta enfermedad es un infierno. Te atrapa y te va consumiendo"

Wilson Díaz tiene 54 años y padece de síntomas asociados a la ansiedad. Vive en una comunidad rural fronteriza de Táchira, donde se habla muy poco sobre salud mental. El desconocimiento sobre enfermedades psiquiátricas reina y quienes las padecen son víctimas del estigma por parte de una sociedad que lucha por otras necesidades básicas. Esta es su historia tras recibir ayudar de Médicos Sin Fronteras

Libertadores: Es hora de atacar la causa del “casi”

¿Qué es lo que pasa? ¿Somos malos? ¿No somos competitivos? Yo estoy convencido que el asunto pasa por tema de actitud, de enfoque, de personalidad. Parecería irresponsable apelar a intangibles como la raza, la cultura futbolística y otros elementos no cuantificables o calificables, pero también tiene algo de eso | Por Carlos Domingues