Newsletter

Recibe nuestro Newsletter con lo mejor de El Estímulo en tu inbox a primera hora cada día.

SÍGUENOS

¿Cuándo comer qué para entrenar mejor?

ejercicio
17/04/2018
|
FOTOS: ARCHIVO Y FREEIMAGES

En Bienmesabe hemos preparado una nueva serie titulada ¿Cuándo comer qué? justamente para ayudar a descubrir cómo sacarle más provecho a ciertos alimentos tomando en cuenta el factor tiempo

Barras energéticas para entrenar, carbohidratos para llenarse de energía, agua para revitalizar el flujo sanguíneo y digestivo, verduras para desintoxicar, poca sal para no retener líquido… lo hacemos y no vemos resultados. El secreto para que los alimentos funcionen como esperamos, parece estar en cuándo los ingerimos y para cuándo necesitamos sus efectos.

En el episodio de hoy, presentamos sugerencias para que programar la alimentación al momento de entrenar

Entrenar para fortalecer y no desfallecer

En el pasado, se creía que lo mejor antes de hacer actividad física era no ingerir alimento alguno, por temor a malas digestiones, mareos y calambres estomacales. Hoy se sabe que el ejercicio en ayunas debilita los músculos y disminuye el rendimiento, y que ciertos alimentos, consumidos en el momento adecuado, preparan o restauran al cuerpo para aprovechar al máximo el entrenamiento.

Son los siguientes:

  • Avena y frutas: Si deseas entrenar y solo cuentas con 30 minutos para comer, las frutas como el melón, la patilla, el kiwi o el melocotón son de rápida absorción de glucosa y, por lo tanto, dan la energía que necesitas, y si las acompañas con avena, que es de más lenta absorción, la energía te acompañará a lo largo de la actividad.

patilla

 

  • Cambur: Su alto contenido de potasio regula la correcta distribución del agua en el cuerpo, el equilibrio y la actividad neuromuscular, y sus niveles de magnesio restauran los músculos y mantienen en correcto balance al calcio, potasio y sodio. Por lo que es perfecto tanto para antes de entrenar como después.

Cambur

  • Arroz: Es ideal para acompañarlo con carnes magras durante el almuerzo, si quieres entrenar en la noche. Su bajo contenido graso y su rápida absorción, te ayudará a rendir más.

arroz

  • Pasta: Al igual que el arroz, es un carbohidrato de rápida absorción, pero no es de tan rápida digestión. Si planeas entrenar en la mañana, un plato de pasta con salsa de tomates en la cena, no solo te dará la energía necesaria al día siguiente, sino que también te ayudará a lograr un descanso eficaz durante la noche, por la estimulación de la producción de serotonina.

Pasta1

  •  Proteínas: una hora antes del entrenamiento, ayudan a quemar grasas e inmediatamente después del ejercicio, ayuda a fortalecer y aumentar el volumen del músculo.

* Isabel Dubuc es psicóloga y especialista en entrenamiento deportivo