Newsletter

Recibe nuestro Newsletter con lo mejor de El Estímulo en tu inbox a primera hora cada día.

SÍGUENOS

Los abuelos de los food trucks, donde todo comenzó

Mexican Lucky 2
30/04/2018
|
FOTOS: BÁRBARA RAMÍREZ.

En los 60, un camión llamado El Trolly, en Las Mercedes, vendía sándwiches y hamburguesas. En los 70 nació Tacos Cantinflas con comida mexicana y en los 80, las calles de Los Ruices y La California estaban decoradas con distintos camiones de sabrosas propuestas gastronómicas. Los food trucks no llegaron a Venezuela en el siglo XXI, son hijos de otra generación

Gran parte de la movida gastronómica de este año ha tenido como protagonistas a los food trucks. Estos camiones nómadas de comida han enamorado con sus diferentes propuestas culinarias el paladar de muchos de sus clientes. Ya sea por la practicidad, la experiencia única, los sabores o la creatividad, los food trucks dan y seguirán dando de qué hablar.

Los actuales camiones de las ferias de Cerro Verde, San Ignacio o La Lagunita no son los pioneros de este estilo de propuesta. Detrás de ellos se encuentran un par de nombres que, hace aproximadamente 50 años, vieron en un camión o en un autobús algo más allá que un medio de transporte. Los abuelos de los actuales food trucks fueron los que, de forma creativa, dieron la vuelta (literalmente) y decidieron montar una especie de restaurante sobre cuatro ruedas.

Alberto Veloz, colaborador de la revista Bienmesabe y experto gastronómico, comentó que el primer food truck de Caracas que recuerda es El Trolly que, años después, se transformó en un establecimiento fijo en Las Mercedes. El Trolly era de un señor canario que vendía, en la década de los 60, sándwiches y hamburguesas en un camión que manejaba por Los Próceres, Altamira y otras urbanizaciones de la ciudad.

“Por los años 60, en diferentes lugares de la ciudad, se aparcaba un camión tipo vagón, es decir un trolly-bus, al mejor estilo de los actuales food trucks. Su fundador Antonio Ruiz hizo famoso El Trolly con sus tostadas de antología, buenas merengadas y batidos, con servicio al carro”, cuenta Alberto.

Por su parte, en los 70, Edgar José Uribe había comprado, en Maturín, un autobús donde dormían petroleros y lo había convertido en el primer food truck mexicano del país. El señor Edgar, con unos cuantos años de experiencia, representa la figura exacta de lo que implica ser el abuelo de los food trucks. Con carisma y única personalidad aseguró que es el pionero de los carros de comida y que es el maestro de la comida mexicana en Venezuela.

Mexican Lucky

“Te puede engañar quien te engañe pero yo traje la comida mexicana a Venezuela”

Edgar explicó que cuando era joven se fue a estudiar medicina a México, en donde tuvo la oportunidad de trabajar como ayudante en un local llamado El Farolito. De esta manera, pudo conocer de cerca cómo se preparaban muchos platos característicos del país azteca.

Al llegar a Venezuela, decidió junto con una amiga comenzar a preparar los tacos que había aprendido a hacer mientras estudiaba medicina.  Es así como, luego de comprar un autobús en Maturín, el señor Edgar abrió, en 1970, Tacos Cantinflas en honor a Mario Moreno Cantinflas. Este primer food truck de color verde se instaló en el boulevard de El Cafetal.

“Yo vendía de todo, tostadas, comida mexicana elaborada desde cero con procedimientos tradicionales, que aprendí en México”.

Mexican Lucky 6
Asimismo, aseguró que su éxito no solo se debió a la creatividad de su propuesta ya que ver un camión de comida entre los caraqueños no era muy usual, sino también a los sabores y a la esencia de su comida.

“A las mujeres embarazadas les encantaba, mandaban a los maridos para acá a que les compraran tacos”.

Actualmente, la familia Uribe tiene un carrito morado llamado El Farolito que se estaciona en la urbanización Caurimare. De forma paralela, tienen un local con la misma propuesta gastronómica bajo el nombre de Mexican Lucky y ofrecen la opción de catering para fiestas y reuniones.

Mexican Lucky 3

Mexican Lucky 4

Otro camión que se instaló en Caracas en la década de los 80  fue el de la abuela de Jerónimo León en Los Palos Grandes. En el año 1982, la mexicana Isabel Nava quedó viuda de su esposo venezolano y, como consecuencia, tuvo que ingeniárselas para mantener a su familia.

Quate 3

Ante esta situación decidió buscar algunas recetas en el norte de su país de origen y en el viaje observó los diferentes camiones de comida que se paseaban por las calles de México. Al ver que esa idea no era frecuente en Caracas, decidió adoptarla y montar su propio food truck llamado Quate. Actualmente, el camión va por la tercera generación de la familia Nava.

Quate 7

“El primer carrito de comida lo hizo un señor para mi abuela, era mucho más pequeño que el que tenemos hoy en día. Siempre nos hemos mantenido dentro del supermercado El Patio”.

Dentro de sus platos emblemáticos se encuentra el burrito elaborado con tortilla de harina de trigo rellena de frijoles, carne, pollo, lechuga y guacamole. Por su parte, las tostadas son igual de populares; las cuales tienen el mismo relleno que el de los burritos pero se diferencian por tener una base de tortilla crujiente que le aporta otro sabor y textura.

Quate

Quate 4

Los tamales también son muy solicitados. Esta especie de hallaquita de maíz está rellena de pollo y  bañada en guacamole y queso rallado. Desde la tortilla hasta el picante están elaborados de forma artesanal. El esfuerzo, la sazón y la tradición se sienten en cada bocado de cualquiera de sus platos.

Quate 6

“Han pasado muchas generaciones y hemos visto a clientes de toda la vida crecer y formar sus familias. Hay quienes llegan para acá y nos cuentan que viajaron a México pero que ningún plato iguala nuestro sabor’’.

Ya para finales de los 80, se reunían camiones de comida en las calles de Los Ruices y de La California. Aunque actualmente en esa zona solo se observan cadáveres de food trucks abandonados, hay algunos sobrevivientes que se mantienen con una sonrisa vendiendo los mismos platos de hace unas cuantas décadas.

El kiosco El Compinche es un ejemplo de ello. Lorena Benítez expresó que su papá montó el camión hace 26 años porque le encantaba cocinar y era una opción tanto rentable como original. En este momento, el negocio familiar es atendido por Lorena y su mamá, quienes preparan empanadas, pastelitos y almuerzos variados como chuletas, atún, parrilla, pernil y salteado de pollo con yuca, aguacate y tajada.

 

Quiosco Compinche 2

Quiosco Compinche 3

También en La California se mantiene La Cotorra que, desde hace 35 años, ofrece una variedad de hamburguesas “’bien resueltas” para los trabajadores de la zona. La más popular dentro de su menú es La Cotorra, una hamburguesa doble de solomo, queso americano y tocineta.

La Cotorra

 

Coordenadas para conocer los primeros food trucks de Caracas: 

1- El Farolito: calle C de Caurimare, frente al Centro Comercial Caurimare.

2- Mexican Lucky: dentro del Centro Comercial Caurimare.

3- Quate: tercera avenida con quinta transversal de Los Palos Grandes, Centro Comercial El Patio.

4- Compinche y La Cotorra: avenida Roma con Santiago de León, La California.