Newsletter

Recibe nuestro Newsletter con lo mejor de El Estímulo en tu inbox a primera hora cada día.

SÍGUENOS

Estado Islámico se reivindica el ataque con cuchillo en Melbourne

One critical after multiple stabbing 'incident' in Melbourne
09/11/2018
|
FOTOGRAFÍA:

El Estado Islámico (EI) reivindicó el ataque con cuchillo que este viernes dejó un muerto y dos heridos en Melbourne, Australia, según la agencia de propaganda Amaq del grupo yihadista.

“El autor de la operación en Melbourne, era un combatiente del Estado Islámico y llevó a cabo la operación en respuesta a llamamientos a atacar a ciudadanos de países miembros de la coalición” internacional antiyihadista dirigida por Estados Unidos, indicó Amaq. La policía australiana trata el ataque como un “acto terrorista”, publicó la agencia.

Armado con un cuchillo, un hombre mató a una persona e hirió a otras dos antes de que la policía le disparara y lo capturara.

El sospechoso, que fue capturado por la policía y murió estando detenido, era “conocido” por los servicios de seguridad y viajaba en un vehículo 4×4 lleno de bombonas de gas.

Los investigadores habían declarado en un primer momento que el hombre no tenía vínculos con el terrorismo.

Según testigos, el hombre se puso a atacar a los transeúntes cerca del vehículo que había conducido hasta el centro de Melbourne y que estaba en llamas.

Una persona murió en el lugar de los hechos y otras dos eran atendidas en el hospital por sus heridas, dijo la policía.

El ataque se registró en el barrio de negocios de Melbourne, cuando la gente empezaba a abandonar el trabajo para el fin de semana.

En vídeos grabados por testigos se puede ver cómo los policías tratan de detener al hombre sin violencia durante al menos un minuto, mientras el sospechoso se abalanza sobre ellos en varias ocasiones con su arma.

El hombre, de gran estatura y vestido con una túnica negra, hacía grandes gestos con los brazos tratando de dar puñaladas frente a su vehículo en llamas.

Dos personas tratan de ayudar a los policías: un hombre armado con una silla de bar y otro, rápidamente bautizado el “héroe australiano” en las redes sociales, que trata de derribar al atacante con un carrito de supermercado.

Pero el ataque continúa y al cabo de un momento, un policía usa su arma y dispara al pecho del agresor.