Newsletter

Recibe nuestro Newsletter con lo mejor de El Estímulo en tu inbox a primera hora cada día.

SÍGUENOS

Exhumación de Bolívar: ¿La maldición de Tutankamón a la criolla?

BolivarG

El asesinato del historiador Jorge Mier Hoffman en la isla de Margarita la semana pasada fue el último eslabón de una cadena de rumores, que se han nutrido por una serie de enfermedades, accidentes y crímenes que ocurrieron tras la exhumación de los restos de Simón Bolívar.

Coincidencia, quizás, pero las especulaciones se mantienen. El 15 de julio se cumplieron cinco años de la exhumación de los restos del Libertador Simón Bolívar en julio de 2010. Un suceso que, más allá del simbolismo que imprimió el chavismo con esta acción con “fines científicos”, generó toda clase de comentarios sobre los políticos involucrados con este curioso episodio de la historia roja.

“Exhumación”, “ultraje”, “brujería”, “vudú”, son las palabras utilizadas desde el lado opositor para tratar de explicar las razones verdaderas de la exhumación. Sin embargo, llama la atención el extraño patrón registrado entre quienes participaron en este proceso. Enfermedades, crímenes y lamentables accidentes involucraron a políticos cercanos a la extracción de los restos del Padre de la Patria.

Francisco Rivero Valero, antiguo columnista del diario El Universal, comparó en 2011 la exhumación del Padre de la Patria con la “maldición” que dejó la profanación de la tumba de Tutankamón, el último emperador egipcio. Ambas “profanaciones”, aseguró el escritor causaron la muerte de quienes estuvieron directa o indirectamente involucrados en cada proceso.

En el caso venezolano, Valero anotó las muertes de William Lara, ex gobernador del estado Guárico; Luis Tascón, diputado de la Asamblea Nacional; general retirado Alberto Müller Rojas; Clodosbaldo Russian, contralor general en 2010 y el presidente Hugo Chávez. Los asesinatos de Robert Serra y de Mier Hoffman alimentaron el rumor. Pero la “maldición de Bolívar”, como Valero bautizó este extraño acontecimiento, no es cierto de todo. La Fiscal General, Luisa Ortega Díaz; el gobernador de Aragua (ministro del Interior para la época) Tareck el Aissami estuvieron en la primera fila del descubrimiento de los restos en el Panteón Nacional. Así que no crean por completo este maleficio. Bolívar mata a faraón.