Newsletter

Recibe nuestro Newsletter con lo mejor de El Estímulo en tu inbox a primera hora cada día.

SÍGUENOS

Jorge Ramos y su equipo de Univisión serán deportados tras arresto en Venezuela

JORGE RAMOS UNIVISION AFP
26/02/2019
|
JORGE RAMOS FOTO: AFP (ARCHIVO)

El periodista de Univision Jorge Ramos confirmó que estuvo detenido con su equipo durante dos horas en el Palacio de Miraflores, en Caracas, después de que a Nicolás Maduro no le gustaran las preguntas que le hizo, al tiempo que le confiscaron todo el material y lo grabado, recogieron las agencias de noticias EFE y AFP.

La entrevista la tienen ellos”, subrayó Ramos en sus primeras declaraciones tras haber estado detenido en Miraflores junto con cinco productores y camarógrafos en la tarde y noche del lunes.

Además de confiscarle todos los equipos e incluso, Ramos dijo en una llamada a Univision que los “encerraron en un cuarto de seguridad, apagaron las luces” y les “arrancaron los celulares”. Este es el video de unos jóvenes comiendo basura, grabado por Ramos en Caracas, que  irritó a Maduro:

También se quedaron con muchas “cosas personales”, dijo Ramos ya desde el hotel de Caracas donde se alojan.

“Esperamos mañana martes poder salir hacia el mediodía a la ciudad de Miami”, en Estados Unidos, dijo Ramos en declaraciones a un grupo de agencias internacionales de noticias, entre ellas AFP, a las que aseguró que tenía “todos los permisos” para hacer el trabajo periodístico.

El periodista, ancla de Univisión, una de las cadenas hispanas más importantes de Estados Unidos, explicó que estaba entrevistando a Maduro cuando le mostró un video de unos jóvenes que comían de la basura y en ese momento el gobernante “paró la entrevista y se fue”.

“Le había preguntado sobre si él era un presidente o un dictador, porque millones de venezolanos no lo consideran un presidente legítimo, sobre las acusaciones de Juan Guaidó (líder opositor reconocido como presidente encargado por medio centenar de países) de que él era un usurpador del poder”, refirió Ramos.

“Estuvimos detenidos, no hay otra palabra, por más de dos horas en el palacio de Miraflores”, dijo Ramos, que estaba con un equipo de seis personas, y tras el incidente pudieron regresar al hotel en el que se alojan en Caracas.

Univisión había indicado que a Maduro “le disgustaron las preguntas de una entrevista y ordenó detener la grabación, decomisar los equipos y retener a los periodistas”.

Los comunicadores esperan que les devuelvan cámaras, tarjetas de video y celulares, señaló Ramos.

Ramos, que ya protagonizó un desencuentro verbal con el presidente Donald Trump en el pasado, contó que el ministro de Comunicación venezolano Jorge Rodríguez les dijo durante la entrevista que ella no estaba autorizada.

“Desde luego esta es una violación total a la libertad de expresión, una violación a los derechos humanos; ellos creen que la entrevista es de ellos, no de nosotros”, prosiguió en una declaración a través de Univisión.

El Departamento de Estado informó que había recibido la notificación de que Ramos y su equipo estaban detenidos contra su voluntad en el palacio de Miraflores.

“Insistimos en su liberación inmediata; el mundo está mirando”, dijo en su cuenta de Twitter el Departamento de Estado.

Guaidó también rechazó episodio en un mensaje de Twitter.

“Condenamos los actos violentos del usurpador con el periodista @jorgeramosnews y su equipo de Univisión. El desespero del usurpador es cada día más evidente, no pudo responder a sus preguntas”, escribió Guaidó.

El senador Marco Rubio, un portaestandarte en Estados Unidos de la oposición venezolana, repudió el hecho en Twitter diciendo que “esto es un régimen arrogante que se siente invulnerable y ahora actúa con total impunidad”.

Por su parte, la cancillería mexicana dijo en un comunicado que presentó “su protesta y preocupación” al gobierno venezolano por lo ocurrido.

“Asimismo, se ha solicitado se restituyan equipo y materiales a Jorge Ramos y a sus colaboradores”, dijo.

En tanto, la presidenta de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), María Elvira Domínguez, dijo que la acción contra Ramos “equivale a un secuestro”.

Ramos confirmó lo dicho por Univision y el Sindicato de Trabajadores de la Prensa de Venezuela, salvo el tiempo que estuvieron en Miraflores contra su voluntad, que se había dicho que fueron cinco horas, pero él las redujo a dos y media.

“Teníamos una entrevista con el líder Nicolás Maduro y después de aproximadamente 17 minutos de entrevista a él no le gustaron las cosas que le estábamos preguntando sobre la falta de democracia en Venezuela, sobre la tortura, los prisioneros políticos y la crisis humanitaria que se está viviendo”, relató a Univision.

Maduro se levantó de la entrevista después de que le mostrara unos vídeos de unos jóvenes comiendo de la basura.

“Inmediatamente uno de sus ministros, Jorge Rodríguez (comunicación), vino a decirnos que la entrevista no estaba autorizada y nos confiscaron todo el equipo”, dijo Ramos.

“No tenemos nada”, se lamentó el periodista, conocido en toda América Latina, que se caracteriza por un estilo incisivo que también le causó problemas en su día con el presidente de EE.UU., Donald Trump, por sus políticas antiinmigrantes.

“Más Confirmado: Estoy hablando con @jorgeramosnews. Él y los otros miembros del equipo fueron liberados. Los equipos y el material de la entrevista que no le gustó a @NicolasMaduro fueron confiscados”, dijo el periodista colombiano Daniel Coronell, presidente de la división de informativos de Univisión, en su cuenta de Twitter.

El Sindicato de Trabajadores de la Prensa de Venezuela también informó de que el equipo de Univision fue “liberado” y ya había abandonado el palacio presidencial.

La cadena de televisión en español había informado previamente de que Ramos le estaba haciendo una entrevista a Maduro y como le “disgustaron las preguntas, ordenó detener la grabación, decomisar los equipos y retener a los periodistas”.

El senador republicano estadounidense Marco Rubio, al que se considera uno de los artífices de la política del presidente Donald Trump hacia Venezuela, hizo eco de lo ocurrido a Jorge Ramos y su equipo de productores y camarógrafos en su cuenta de Twitter.

“Sobre las 7 pm de hoy el #Regimen de Maduro detuvo al periodista estadounidense porque no le gustaron las preguntas al dictador sobre el lanzamiento de gases lacrimógenos y el disparo de armas de fuego en la frontera con Colombia”.

“Es un régimen arrogante que se cree invulnerable y está actuando con total inmunidad”, subrayó Rubio en Twitter.

“Liberado todo el equipo de Univisión @UniNoticias. Acaban de salir de Miraflores, donde se encontraban desde las 4:30pm al volver de almorzar tras la segunda reprogramación de una entrevista pautada con Nicolás Maduro”, dijo el sindicato en su cuenta de Twitter.

El SNTP)  dijo más tarde que será deportado el equipo de Univisión que fue retenido en el palacio presidencial por dos horas y media.

“Se confirma que el equipo de #Univision será deportado. Autoridades migratorias se presentaron al hotel para notificar que serían conducidos al aeropuerto a primera hora de la mañana”, dijo en Twitter el sindicato.

Asimismo, denunció que el hotel en el que se hospeda el equipo encabezado por el periodista Jorge Ramos, está “tomado” por el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin).