Newsletter

Recibe nuestro Newsletter con lo mejor de El Estímulo en tu inbox a primera hora cada día.

SÍGUENOS

“Rosita”: De vedette a viuda de malandros

Rosita-7-UB

Jimena Romina Araya Navarro era conocida como “Rosita”, a principios de la década. Ahora  le dicen “La viuda negra de Aragua”. Ha flechado a tres criminales; dos de ellos han muerto bajo su misma ley: a tiros, en menos de un año. Su cambio de escenario comenzó el 30 de agosto de 2012, cuando se vio envuelta en la fuga de la cárcel de Tocorón, en Aragua, de uno de sus compañeros sentimentales, Héctor Guerrero Flores, alias “El Niño Guerrero”, cabecilla de una banda de sicarios, también pran de Tocorón. Lo recapturaron un año después.

De acuerdo al diario Panorama, Araya  podría tener el perfil de mujer enclitofílica, que es decir, se siente atraída por asesinos y criminales. La psiquiatra Mónica Mosquera explica que “a las mujeres con esta patología les gusta el peligro, lo disfrutan y buscan protección por parte de los delincuentes”.

“Rosita” pasó por prisión luego de ser capturada el 29 de octubre de 2012, en Valencia, cuando compraba un tinte para el cabello. Salió en libertad e inició una relación con el exreo Luidig Ochoa, alias “Cara e’ Muerto”, asesinado el 8 de agosto de 2014 por un delincuente que le disparó para robarle la moto en Maracay. Araya planeaba un regreso total al mundo del espectáculo. Lo que se vio en las páginas fue su llanto, cargando el ataud de su pareja. No obstante, comenzó una carrera como DJane en enero de 2015.

Hasta junio. Su novio, Carlos Rafael Galíndez, alias “Carlos Breaker”, fue hallado el pasado 18 de junio descuartizado, en El Junquito. La actriz no lo confirmó ni lo negó, pero se alejó de las cámaras. “Estaré unos días ausente de mis redes sociales. Por motivos familiares. Gracias a todos”, escribió en su Instagram. Entretanto, se desvanece su imagen de la alegre “Rosita”, que ya se alejó hace tres años de las pantallas de televisión.