Newsletter

Recibe nuestro Newsletter con lo mejor de El Estímulo en tu inbox a primera hora cada día.

SÍGUENOS

Elecciones en Baruta, pescar en río revuelto

PortadaB
07/12/2017
|
PORTADA: CLAUDIA PAPARELLI

Siete candidatos se disputarán el 10 de diciembre la alcaldía del municipio Baruta. Ante la distancia tomada por partidos opositores como Primero Justicia, Voluntad Popular y Acción Democrática, la mayoría de los postulantes se suma a la contienda con tarjetas independientes. Mientras, quienes se lanzan con el apoyo del chavismo poco dejan ver el apoyo del partido del “líder supremo”

 Los 318.412 habitantes del municipio Baruta no conocen una gestión roja rojita. Antes de que Hugo Chávez llegase a la Presidencia de la República, el partido social cristiano Copei y Acción Democrática se alternaron la gestión, dos períodos el primero y uno el segundo, desde 1989 hasta que Primero Justicia apareció en el panorama a finales de siglo pasado. A partir del año 2000, cuando Henrique Capriles Randoski resultó electo, la alcaldía baruteña fue la plataforma para el líder opositor del partido aurinegro durante dos períodos, que posteriormente lo impulsaría a ganar la gobernación del estado Miranda.

Luego, el político y abogado constitucionalista Gerardo Blyde se convirtió en la cabeza del despacho en 2008, cargo para el que fue reelecto en 2013, primero apoyado por Un Nuevo Tiempo y luego bajo la tarjeta unitaria de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD). Blyde gerencia actualmente uno de los territorios más opositores del país. No ha existido elección municipal en la que el antichavismo haya obtenido menos de 60% de los votos escrutados.

En aras de mantener los espacios, tres de los once concejales baruteños –todos de oposición- se postularon en las elecciones de alcaldes del próximo 10 de diciembre. También surgen nombres que suenan dentro de partidos convencionales, como personajes que no figuran en Google más allá de su candidatura este año. Acá una lista detallada de las siete opciones.

Omar Villalba, ahora sí

Omar Villalba se postuló como candidato a las elecciones del próximo 10 de diciembre con el apoyo de Un Nuevo Tiempo (UNT), partido del que es miembro fundador. Intentará alcanzar el despacho de Baruta, zona que sufrió relocalización de centros electorales por parte del Centro Nacional Electoral (CNE) en las elecciones de gobernadores de 2017. Fue un hecho que denunció públicamente como concejal opositor.

Villalba buscaba ser el sucesor de actual alcalde del municipio Baruta, Gerardo Blyde, en políticas y tendencia contraria al gobierno de turno. Casi una década atrás, fungió como su jefe de campaña para los comicios municipales anteriores en que fue electo por primera vez. Sin embargo, el 7 de diciembre declinó a favor del periodista y candidato Kico Bautista.

El baruteño fue concejal principal reelecto del municipio Baruta con la mayor votación para el período 2013-2017, ahora sin fecha de término, abanderado por UNT. La relación del caraqueño con la alcaldía data desde 1999, cuando estuvo en el cargo de coordinador general de la secretaría municipal de Baruta. Pasó por cargos relacionados con gestión de salud, deportes, seguridad y urbanismo en la misma institución. En la actualidad, el concejal preside la Comisión de Control de Gestión de Desechos Sólidos y Ambiente, área en la que el municipio flaquea en el retraso del paso de camiones de basura por urbanizaciones privadas.

Abogado de profesión, Villalba tiene estudios avanzados en Gobernabilidad de la Universidad Metropolitana (Unimet) y Gerencia Política de la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB). Su labor como concejal, asegura, lo presenta como “un hombre que resuelve”. Afirma que en las comunidades “que visito a diario” lo conocen por incluso lograr entenderse con el gobierno para lograr soluciones a problemas que requieren de la participación del Estado central, como la procura del agua.

Tal como lo afirma en su biografía personal desplegada en su página web, proviene de una “familia con valores de unión y fraternidad”. Es casado y padre de familia, preceptos conservadores que se alinean con Nueva Visión para mi País (Nuvipa), el partido de tendencias cristianas que, además de UNT, lo apoya en las elecciones municipales.

omaarvillalba

Kico Bautista, y buenas noches

El periodista Francisco “Kico” Bautista está negado a perder la alcaldía del municipio Baruta por abstención de votos. Desde su perspectiva, fue uno de los factores para la debacle opositora en las elecciones de gobernadores del 15 de octubre. No solo votará como ciudadano, sino se postuló como candidato abanderado por el partido Avanzada Progresista (AP) y Movimiento al Socialismo (MAS).

Su formación periodística y ser una figura pública son su carta a favor ante la falta de recorrido en la política venezolana, comparado con postulantes como Omar Villalba de Un Nuevo Tiempo y Pedro Pablo Fernández de Copei. “No soy un político más, sino un periodista comprometido”, alegó para El Pitazo. Por ello, no hará promesas, salvo trabajar de la mano de los vecinos de Baruta en caso de resultar electo. Y está dispuesto a juramentarse ante la Asamblea Nacional Constituyente de ser necesario.

Bautista era presentador del programa Buenas Noches transmitido por Globovisión. Allí trabajó con sus colegas Carla Angola y Roland Carreño. Sin embargo, en mayo de 2013 abandonó el programa forzosamente. Su entonces esposa y también periodista Ibéyise Pacheco aseveró por su cuenta de Twitter que Bautista había sido despedido. Buenas Noches despareció de la parrilla de programación del canal con nuevos y desconocidos propietarios, y migró al internet, donde el periodista reapareció un año después.

Desde 2016, Bautista conduce el programa Kicosis transmitido por Venezolano TV, en internet. Además de presentador televisivo, ha sido locutor en Unión Radio y fue director de varios medios impresos. Asegura encabezar encuestas y admite no saber nada de administración municipal, pero estar dispuesto a rodearse “de los mejores”.

KB

Darwin González, manejado por David Uzcátegui

Darwin González es el delfín de David Uzcátegui, el exconcejal de Primero Justicia (PJ) que desde antes hace más de una década aspira gobernar Baruta. Pero en 2004 Henrique Capriles iba a una indiscutible reelección, y en 2008 fue inhabilitado por lo que no se pudo postular desde entonces. Así, Uzcátegui vio a su partido lanzar a Armando Briquet, a Gerardo Blyde ganar una primera vez y repetir en 2013 a pesar de haber ganado unas primarias que no tuvieron consecuencia en lo local.

Ahora, impedido de participar todavía, Uzcátegui le levanta la mano a Darwin González, como lo hizo en Aragua hace dos meses Richard Mardo con José Ramón Arias. González, actual edil del municipio, aparece sonriente abrazado de Uzcátegui en los afiches propagandísticos que forran las principales avenidas del municipio con el característico amarillo de PJ, que además tienen impresos el nombre de ambos, una dupla1. Sin embargo, el tarjetón electoral lo mostrará como abanderado del partido regional mirandino Por Amor a los Pueblos (PAP).

Fue una decisión obligada. González milita en Primero Justicia pero se desligó de él para estos comicios pues la tolda optó por no participar. Uzcátegui, protagonista real de esa campaña, dijo a inicios de noviembre: “Mi apoyo absoluto es para la candidatura de Darwin González, con quien he trabajado desde hace más de 12 años en el municipio y conoce lo que es hacer política de la mano con la gente”. También, el secretario general de Acción Democrática en Baruta, Álvaro Lusinchi, aseguró que no podían regalar Baruta. “Nuestro apoyo va para ti, Darwin”, soltó el militante de la tolda blanca, que tampoco postuló candidatos para los comicios.

Bajo el lema “Defendamos Baruta”, González se lanzó a la contienda electoral con la promesa de mejorar la seguridad y la vialidad. En los primeros cien días de gestión, el actual concejal promete llevar a cabo un plan de bacheo de calles para que no exista “ningún hueco”, pues ofrecer grandes capas de asfaltados lo considera como un desconocimiento de la realidad actual.

González ha pedido primarias desde los albores de su postulación. La organización del municipio le permitiría montarlas en cuestión de horas, expresó en Noticiero Venevisión. “Es sumamente sencillo por la organización vecinal. En cuatro días las organizamos y es totalmente viable y factible”, afirmó entonces en la entrevista. Su llamado aún no se ha escuchado y se mantiene como uno de los ocho candidatos por el puesto.

El concejal confía en que los concejales de oposición que conforman la Cámara Municipal de Baruta le concedan su juramentación en caso de resultar electo. Para entender sus propuestas de gobierno hay que escuchar más a David Uzcátegui que a él mismo.

Baruta-Darwin

Georgette Topalián, la enclosetada

Con una campaña que se aleja del clásico rojo chavista, Georgette Topalián es la representante del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) para las elecciones municipales. Con camisas de botones de colores claros, busca camuflarse hasta llegar a la alcaldía de Baruta, que tiene 7 postulantes más a definirse en las votaciones del 10 de diciembre de este año. Además del PSUV, la apoyan siete partidos más, todos afectos al gobierno de Nicolás Maduro (Podemos, NCR, MEP, UPV, ORA, Alianza Cambio, Tupamaru).

Sin embargo, una variación cromática no la aleja de coordinar el Saime en Miranda ni de sus responsabilidades con el PSUV. Además, es vocera del Batallón 80 “Las Minas socialista”. Fue también ratificada como integrante del equipo político regional del partido rojo.

Sigue la misma línea discursiva que vociferaba en comicios previos, cuando se lanzó a las elecciones parlamentarias del 6 de diciembre de 2015. Para entonces, abanderada por el Gran Polo Patriótico (GPP), quería conectarse con el circuito 2 del estado Miranda, bastión opositor que comprende los municipios Baruta, El Hatillo, Chacao y la parroquia Leoncio Martínez de Sucre. Perdió la curul contra Freddy Guevara, apoyado por el partido Voluntad Popular.

En 2015 y ahora en 2017, la baruteña de nacimiento busca recuperar el orden que considera perdido en su municipio. Sin embargo, dos años atrás le llovieron denuncias de ventajismo electoral, como apoyo de la maquinaria del partido de gobierno y de personas que repartían chuletas electorales durante la votación. Como ella, también fueron señalados William Ojeda, Ernesto Villegas, Freddy Bernal, Blanca Eeckhout y Elías Jaua.

Topalián tiene una formación que dista de la izquierda revolucionaria. Estudió en el Colegio Las Cumbres y se gradúo como abogado en la Universidad Santa María (USM). En su casa de estudios hizo un doctorado en Derecho Constitucional, además de seis diplomados en la Universidad Pedagógica Experimental Libertador (UPEL), todos obtenidos en 2012.

Topalian predica la doctrina. Se ha desempeñado en labores de formación ideológica con lecciones en la Escuela de Cuadros Comandante Hugo Chávez, en Miranda. Para ello, realizó un taller sobre el papel, tareas del partido y métodos de trabajos políticos para contribuir a materializar el Plan de la Patria, en la Escuela Nacional de Formación Socialista Comandante Supremo Hugo Chávez.

Su cercanía con el chavismo la llevó a estrechar vínculos con Diosdado Cabello, cuando fue su directora general de despacho en la Gobernación de Miranda, y  con Winston Vallenilla, cuando fue jefe de campaña durante su postulación a la alcaldía por la que actualmente aspira ella. Incluso, se convirtió en la directora general de la Televisora Venezolana Social (TVes) cuando Vallenilla asumió la presidencia del canal en 2014.

Entre sus propuestas está la creación de terminales, instalaciones de salud y la recuperación de la infraestructura del municipio. Es una crítica del estado actual de cosas en el municipio, donde la crisis nacional se nota tanto como en otras localidades del país.

Baruta-Topalian

Pedro Pablo Fernández, el tigrito

En su panorama no concibe juramentarse ante la Asamblea Nacional Constituyente. En caso de resultar electo, el candidato de Comité de Organización Política Electoral Independiente (Copei) y concejal, Pedro Pablo Fernández, aseguró que se presentará ante el Concejo Municipal de Baruta en caso de lograr ser el próximo alcalde del municipio.

Fernández es abogado egresado de la Universidad Central de Venezuela (UCV), con una especialización en Economía de la Universidad de Colorado y una maestría en Políticas Públicas de la Universidad de Georgetown, ambas en Estados Unidos. Además, tiene experiencia parlamentaria en la Asamblea Nacional y la Asamblea Legislativa de Miranda. Allí, presidió la Comisión de Finanzas por tres períodos consecutivos.

A pesar de sus variados estudios académicos, la política corre por sus venas: su padre Eduardo Fernández, conocido como “El Tigre”, es un político veterano del partido socialcristiano, que logró encabezar una corriente del partido hasta lograr ser su candidato presidencial en 1988, aunque perdió frente a Carlos Andrés Pérez.

El concejal aún no se mide en esas lides. Lo suyo es el escenario local. Tal como declaró para la prensa el 9 de noviembre, se postuló con el apoyo de Copei a los comicios del 10 de diciembre con la idea de que no se trata de “preservar unos espacios”, sino de “reconstruir la mayoría electoral” que hace apenas dos años la oposición logró en las elecciones parlamentarias del 6 de diciembre de 2015. Lo tiene claro. Su único adversario es el chavismo, y está dispuesto a declinar su candidatura a favor de sus adversarios opositores para evitar que llegue a la cabeza de la alcaldía.

El 5 de diciembre dijo que, a pesar de liderar una campaña “que está teniendo éxito”, retira su nombre de la contienda en pro de una candidatura de consenso. Su nombre seguirá apareciendo en el tarjetón y sumándole votos, pues el CNE no permite sustituciones de candidaturas.

pedropablofernandez

Griselda Reyes, la gerente

Griselda Reyes pretende llevar una buena gerencia hasta la alcaldía del municipio Baruta en caso de resultar electa en las elecciones del próximo 10 de diciembre. Se postuló como candidata independiente con el apoyo del partido Unidad Política Popular (UPP89) –creado en 2011 y en memoria a los acontecimientos del Caracazo acaecidos en 1989. En una entrevista transmitida por Fedecámaras Radio, Reyes puntualizó que la población baruteña debería concederle el voto, pues nunca ha militado en ningún partido, aunque los reconoce “necesarios para la democracia de un país”.

Reyes es contadora, empresaria y promotora vecinal. En caso de resultar electa, su gestión se centraría en la reorganización de todo el municipio. Piensa desarrollarlo con políticas de seguridad, de aseo y de vialidad. También piensa atacar vicios y “antivalores” con campañas educativas.

Aunque a comienzos de noviembre no negaba la posibilidad de juramentarse ante la Asamblea Nacional Constituyente –decía que quedaría a decisión de los ciudadanos-, a escasas dos semanas de las elecciones Reyes negó tal posibilidad. “Nosotros nos juramentamos ante el Concejo Municipal, que es el único órgano directo que nos corresponde”, dijo en una entrevista en Fedecámaras Radio el 29 de noviembre.

Reyes se niega a cualquier tipo de acuerdo para una candidatura unitaria, y ha afirmado que correrá hasta el final pues su inscripción ante el Consejo Nacional Electoral ocurrió de primero y cuando la MUD anunciaba que no había que participar, “pero luego empezaron a inscribir candidatos”. Habla de falta de coherencia y muestra su disposición, como gerente, de lograr acuerdos con el Estado central para lograr soluciones a los problemas urbanos del municipio más urgentes: basura, alumbrado, agua y seguridad.

GriseldaR

José Alberto Zambrano, el copeyano independiente

José Alberto Zambrano se toma las elecciones municipales muy en serio. Bajo el lema “Votar no es una payasada” recorrió Baruta para generar concientización social, junto a un grupo de payasos que entregaban volantes en los semáforos de las principales vías de Las Mercedes, Chuao, Cumbres de Curumo, Bello Monte, El Cafetal, Prados del Este y Concresa.

El concejal baruteño llegó a su cargo en 2013 con el apoyo de Copei. En el partido social cristiano, Zambrano se desempeñaba como el vicepresidente de Asuntos Internacionales. Su escalada dentro de la organización fue tal que llegó a encabezar el homenaje al fallecido expresidente Rafael Caldera el 2 de febrero de 2017.

Sin embargo, Zambrano asume unas elecciones municipales como candidato independiente pues la tolda verde apoya a Pedro Pablo Fernández, hijo de “EL Tigre”. En el tarjetón del 10 de diciembre, Zambrano aparece en la tarjeta de Independientes Por el Progreso (IPP).

Dentro de sus propuestas electorales, Zambrano promete equipar al municipio con zonas wifi y paneles solares, activar los ambulatorios con jornadas de salud, y hasta construir una biblioteca municipal con merienda escolar incluida. Promete la reparación de huecos en el ámbito vial; y cámaras de vigilancia, patrullaje permanente, botones de pánico y reforzamiento de cuadrantes, en la seguridad baruteña.

JoséZ

La desconocida Rixi Roca

Rixi Roca se inscribió para competir por la alcaldía de Baruta en el Consejo Nacional Electoral por la tarjeta de Patria Para Todos (PPT), que no acompaña al Gran Polo Patriótico en esta oportunidad. Es subdirectora de la escuela Miguel José Sanz, ubicada en el municipio. Ha trabajado para la educación municipal desde hace varios años, entablando incluso demandas legales por beeficios laborales con el despacho que ahora aspira dirigir.

La campaña de Roca no es visible en las zonas más concurridas de Baruta. Tampoco hay propaganda de la postulante por las redes sociales. Google no registra mayor información de la educadora más allá de ser una de las ocho personas que aspiran al cargo.