2018 es un año “decisivo” para los docentes

A propósito del día del maestro, el director de la escuela de educación de la UCAB, José Javier Salas, considera urgente que los educadores retomen la esencia de su vocación para vencer la “militancia partidista” que se ha instalado en las escuelas y “desmontar la desesperanza oficialista”.Cada 15 de enero, se conmemora en Venezuela el Día del Maestro, con la finalidad de honrar a los educadores. Este año, la fecha llega en medio de una crisis social, económica y política generalizada que mantiene a los educadores contra las cuerdas y hace difícil sumar razones para festejar.

2018 es un año “decisivo” para los docentes

Para el director de la Escuela de Educación de la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB), la situación del docente venezolano es alarmante, pero no sólo por razones económicas sino por el deterioro general del sistema educativo fomentado desde el gobierno.

“El educador, al igual que el resto de los profesionales de este país, sufre las consecuencias de un proceso inflacionario sin precedentes. El hecho es claro, no hay incremento de sueldo que resista la pérdida del poder adquisitivo del bolívar. Pero en el caso del docente el escenario es aún más preocupante, porque el sistema educativo está siendo utilizado como espacio para la militancia política para asegurar la permanencia en el poder”, acotó Salas.

 

Advierte que el ejercicio profesional ha sido “minado” por una política oficial que ha institucionalizado “la mediocridad, irresponsabilidad y promoción del pensamiento político partidista”, lo cual, a su juicio, puede corroborarse a través de la deserción estudiantil, la ausencia de expertos en áreas como matemáticas, física, química y biología y la “constitución de grupos estudiantiles orientados promover la opción oficialista”

Desmontar la desesperanza

Ante este panorama, José Javier Salas considera que 2018 será un año crucial para promover desde las aulas los valores democráticos.

“2018 es un año decisivo para los docentes. Nos hemos preparado para educar en libertad, para el desarrollo sostenible y la construcción de una colectividad corresponsable de su futuro” dijo.

 

Señaló que el principal reto del ejercicio docente en estos momentos es desmontar la “desesperanza oficialista”, “que cada día gana más y más migrantes venezolanos, mayoritariamente jóvenes que dan por perdida la patria. ¿Cómo desmontar eso? Con el trabajo honesto y comprometido, con la organización y la lucha no violenta, con la verdad y la fe como escudos”.

El compromiso de la UCAB

Salas urgió a los educadores a predicar con el ejemplo para tener razones por las cuales celebrar cada 15 de enero.

“Celebrar el día del maestro, más que necesario es urgente. La vocación nos exige retomar nuestra esencia. Las casas de formación de docentes cada día reciben menos aspirantes y las razones son bien conocidas”

 

Asimismo, se mostró optimista y reivindicó el rol activo que viene ejerciendo esta universidad para enfrentar la crisis del sector, dignificar la labor educativa y motivar a los jóvenes a formarse como docentes. Puso como ejemplo el programa Educa 20-20 que a partir de marzo becará a 100 bachilleres que quieran estudiar educación.

La escuela de educación cerrará el periodo de postulaciones para optar por una de las becas el 12 de enero.