<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Transporte de carga de Puerto Cabello paralizado por falta de combustible

Las unidades que trasladan cargas desde y hacia el puerto carabobeño deben esperar varios días para recibir entre 100 a 150 litros de gasoil. Esto no les alcanza para poder trabajar con normalidad

Transporte de carga de Puerto Cabello paralizado por falta de combustible

La mañana del lunes 25 de enero un grupo de transportistas de carga en Puerto Cabello protestó por falta de combustible. Los choferes deben esperar entre cuatro a siente días en cola en estaciones de servicio para que les despachen gasoil. Esas pernoctas constituyen un gasto adicional para los dueños de estas compañías que ya llevan sobre sí el incremento de neumáticos, baterías y repuestos de las unidades para que se mantengan operativas.

Por esta razón, un grupo de transportista La manifestación pacífica se dio en las cercanías del distribuidor El Cangrejo de la ciudad costera de Carabobo. Querían llamar la atención en esta zona portuaria de importancia. Señalan que sin sus unidades movilizando las cargas que llegan a Puerto Cabello, no se despachan productos, alimentos y materia prima que recibe el sector privado y público por los muelles.

“Hay quienes corren con la suerte de tardarse tres o cuatro días para surtir gasoil, otras unidades se quedan una semana completa paradas”, dijo Raquel Da Silva, integrante de Asotracontainer y propietaria de transporte en la zona.

Da Silva señala que si bien es cierto que el problema de la escasez de combustible no es nuevo, se ha vuelto más crítica en 2021 en el sector de carga. “Estamos padeciendo esto desde hace más de dos meses, pero en los últimos días del mes de enero se demoran hasta una semana en despachar en las bombas porque no hay diesel o gasoil».

La integrante de Asotracontainer asegura que al día se surten de 10 a 20 gandolas de la fila, “luego vienen las personas con contactos y pagan, habilitan al personal y les despachan. Esto es una falta de respeto a aquellos que están días en cola”.

Por su parte, Jean Carlos Morales, presidente del Frente de Volqueteros en Puerto Cabello, asegura que protestan porque la escasez de gasoil se ha vuelto insoportable para el sector.

“Nuestro llamado es al Estado para que tome cartas en el asunto porque es insostenible la situación (…) Nosotros estamos padeciendo desde el año pasado por la falta de gasoil pero desde diciembre y este mes de enero se complicó. Los choferes duran varios días y cuando les toca su turno lo que les echan son 100 o 150 litros de gasoil. Eso no alcanza ni para un viaje ida y vuelta Puerto Cabello -Valencia”, añadió Morales.

A raíz de esta situación, el 80% de la flota de transporte de carga se encuentra paralizada.

Cámara Regional de Carga busca soluciones

Jonathan Durvelle, presidente de la Cámara Regional de Carga, explicó que esa instancia busca soluciones para los problemas que enfrenta el sector.

“La semana pasada estuvimos reunidos en varias oportunidades los integrantes de Asotracontainer, Fetragrancipc, Frente de Volqueteros, Graneleros Unidos, transportistas independientes y representantes de la Cámara Regional de Carga en busca de mecanismos para contrarrestar los altos costos del transporte, así como la constante devaluación de nuestra moneda y su influencia en el sector”.

De igual forma, Durvelle señaló que si bien es cierto que hay algunos apoyos en Carabobo para que las unidades puedan equipar, no es lo que buscan. “Queremos que todos los transportistas puedan equipar, de manera natural y sin demoras, sus unidades de carga. Esto que ocurre genera retrasos y costos altos que se reflejan en los fletes como en el consumidor final”.

Durvelle señala que toda esta situación genera retrasos en la entrega de los containers a los clientes.

“En el caso de un container de zapatos, el transporte debe pasar tres días en la estación de servicio y esos días demoran la entrega que en una situación normal, llegaría en medio día a Valencia desde Puerto Cabello”.

Asimismo explicó que una gandola requiere 20 cauchos que deben cambiarse cada seis u ocho meses. En cada proceso de reposición de los neumáticos se pueden gastar cerca de 5 mil dólares. “El tema de los neumáticos incide alrededor de un 20% en la estructura de costos y eso es bastante”.

Los cálculos del sector señalan que el mantenimiento de una gandola es de un promedio de 160 dólares por día, «por lo que si usted no hace 160 dólares en el día, está perdiendo”, destacó Durvelle.