<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Aseguran que sector autopartes seguirá "deteriorado" en 2015

El presidente de la Cámara Nacional de Comercio de Autopartes, José Cinnirella, advirtió este martes que la baja en los precios del petróleo afectará el ya deteriorado sector que este año cayó aproximadamente 70%

Aseguran que sector autopartes seguirá "deteriorado" en 2015

Cinnirella reiteró que la situación del sector es crítica y destacó que para 2015 no se vislumbran cambios. “El año pasado fue un año malo y pensábamos que este año habría algunos cambios a nivel macroeconómico y cambiario y no fue así, y nada nos hace pensar que para 2015 esta situación vaya a cambiar”.

Ratificó que aproximadamente la importación de autopartes bajó 70% respecto al año 2013.

“Para que cambie la situación hay que cambiar el modelo económico, el esquema cambiario, permitir mayor acceso a todos los sectores que hacen vida económica en el país pues están en situación crítica, no veo un 2015 mejor, bajo estas circunstancias”, destacó en entrevista ofrecida a Unión Radio

Además advirtió que la baja en los precios del petróleo probablemente afectará aun más la economía del país. “Ahora que el precio caiga a 80 o a menos habrá más dificultades en el pago de las deudas con los proveedores extranjeros”.

Precisó que la deuda con el sector autopartes bajó. “Estaba el año pasado en 75 millones de dólares, que tal vez es una cifra pequeña comparada con la de otros sectores como las ensambladoras, pero es importante porque se le debe a los proveedores”.

Estimó que la deuda no subirá más pues el sector fue excluido del Centro de Comercio Exterior –Cencoex-. “Todos estamos trabajando con Sicad I y Sicard II”.

Cinnirella resaltó que este año han llegado autopartes “pero no en las cantidades y variedades que requiere el parque circulante”.

¿Para qué sirven los partidos políticos en Venezuela?

En el siglo XX los partidos políticos fueron los grandes protagonistas del país, pero ahora la historia es distinta: solo existe una voz cantante, la del gobierno. Después de ser los mediadores entre la ciudadanía y el Estado, estas organizaciones perdieron la conexión con la gente. ¿Qué pasó aquí?