7 tips para recuperar la comida que no salió como esperabas

Con estos tips podrás recuperar la comida que no salió como esperabas. Dale otra vida al arroz aguado, el pan quemado, el helado derretido, los guisos grasosos y hasta a los snacks "viejos"

En épocas de cuarentena o de crisis, no se puede dejar perder absolutamente nada. Así que, si lo que preparaste te salió mal, no lo botes. Te damos 7 tips para recuperar la comida que quedó aguada o grasosa, el pan quemado, los snacks que se pusieron «viejos» y el helado que se derritió, entre otros.

Arroz aguado

Si el arroz se paso del punto, quedando aguado y pastoso, hay solución. Coloca, en la arrocera o la olla donde se cocinó, una rodaja de pan de sándwich, y absorberá la humedad.

Otra opción es convertir el arroz chicloso en masa de arepas. Es una idea de Aixela Valentín, se puede encontrar en una antigua nota que Bienmesabe le realizó a la cocinera para aprender cómo rendir los alimentos.

¿Mejillones llenos de arena?

En un recipiente con agua se colocan los mejillones, ostras o cualquier otro molusco con concha que guarde arena, se le añade sal y se deja por 20 minutos . Cuando se saquen, habrán botado la arena y estarán listos para cocinar.

paseo de mejillon, margarita gastronomica

¿Qué hago con el helado derretido?

Con el helado derretido se tienen dos opciones: esperar a que se vuelva a helar (con el riesgo que quede dividida el agua con la crema) o hacer una torta fuera de serie.

Para eso hay que añadirle harina de trigo, preferiblemente leudante hasta que haga una pasta con textura parecida a la de las tortas. Se hornea hasta que se seque y parezca un ponqué. Queda parecido al esponjoso Jiggly Fluffy o torta japonesa.

Exceso de grasa en los guisos

Decirle adiós a la grasa es simple y sencillo, como tomar un cucharón, ponerle hielo en el interior y con la parte exterior del cucharón pasar por encima del guiso o sopa retirando la grasa que se va a quedar pegada.

El truco está en que el metal se pone frío y agarra más fácil los excesos de grasa que se encuentren en el tope del recipiente. Es una buena y fácil manera de recuperar la comida.

cucharon

Pan quemado

Para quitar las partes muy tostadas o quemadas, agarrar dos rebanadas y rasparlas uniéndolas una con la otra, de arriba hacia abajo hasta que no se vea lo quemado. Listo.

Snack viejos o duros

Introducir un vaso con agua en el microondas junto con un recipiente de los tosticos, doritos o cualquier otro snack que sientas que está viejo. Calienta por 20 segundos aproximadamente.

Este truco también sirven para volver a hacer crujientes los alimentos empanizados.

Volviendo los snacks «a la vida», es una sabrosa manera de recuperar la comida.

Frutos secos pasados

Cuando pasa un tiempo, los frutos secos toman un sabor a rancio.

Para quitarles ese sabor se pueden meter al horno en una bandeja y tostarlos hasta que queden doradas.

Estos son los 7 tips que te ayudarán a recuperar la comida que no salió como esperabas o que sientes que está «vieja». Esperemos que sean útiles.