<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Arepas para el otoño en Baltimore

White Envelope Arepa Bar será el escenario para demostrar la versatilidad de la arepa como contenedora de sabores y valores de la mano del chef Federico Tischler, en su primera experiencia en solitario fuera de Venezuela

Arepas para el otoño en Baltimore

Un programa de televisión cambió para siempre la vida del estudiante de contaduría que miraba con fastidio la vida en una oficina: “Escuché a Helena Ibarra hablando de la gastronomía venezolana pero de una manera distinta. Una más compleja, mucho más pensada y que rememoraba las bases y tradiciones de una idiosincrasia nacional sin temores ni prejuicios”, rememora el chef Federico Tischler.

Acompañar a Ibarra en el proceso de creación de su futura escuela de cocina, Cocido a mano y laborar con ella fue la primera experiencia de Tischler en las lides de la culinaria, experiencia que combinó cocinando con el mítico Marc Provost.

El cocinero se lanza ahora al ruedo con una propuesta que quiere ser simplemente una arepera: “Así de sencillo”, insiste y continúa “sin pretensión de querer hacer una cocina lujosa ni con complejos, pero donde la arepa sea siempre la Prima Donna. Queremos mostrar una cocina desenrollada, alegre y divertida, pero honesta hasta en el precio”.

“Creo que la arepa no es solo algo de desayunos. Puede ser un plato completo y balanceado. Tenemos pensado arrancar con arepas hechas con base a maíz, intervenidas con sabores y texturas para una vez establecidos, agregar arepas menos conocidas en Baltimore como las de yuca o las andinas de trigo” explica después de preguntarle por el menú que ofrecerá en su nuevo local, White Envelope Arepa Bar.

Tischler, en su primera experiencia en solitario fuera de Venezuela comenta: “Estamos muy enfocados en atacar el mercado local, por lo que apostamos que nuestra clientela sea bastante americana y no solo contar con que irán venezolanos o latinos. Obvio que los queremos y estarán más que bienvenidos, pero nuestra gran meta es mostrar y divulgar nuestros valores gastronómicos y una mejor cara de nuestra golpeada Venezuela”.

La carta, aún en etapa de pruebas, tendrá una versión de la popular reina pepeada que según el cocinero “en los muchos eventos que hemos desarrollado en esta zona y en otras ciudades de Estados Unidos funciona muy bien entre los consumidores”.

FEDERICO TISCHLER, AREPAS, BALTIMORE

La reina de Tischler se elaborará con cuadriles marinados para hacerlos más jugosos y hechos a la plancha, después serán sazonados con la mezcla base clásica para terminar con la correspondiente corona crujiente.

Los años de trabajo en compañía de colegas y amigos han servido para que el cocinero aprenda a valorar y respetar el trabajo de los productores locales, en especial los más pequeños y a reconocer la huella de hombres y mujeres que con su trabajo y tiempo dejan en los platos que ofrece a los comensales.

“Hemos querido que el menú de nuestras arepas esté bien relacionado con la ‘venezonalidad’ en muchos aspectos; no solo en el gastronómico, sino en el cultural donde haremos mención a Luís Brito con su obsesión por el cochino, a las cabritas de José María y Eva Padial y otros más que iremos incluyendo como muestra de apoyo, respeto y admiración… tendremos un espacio literario donde amigos y respetados pensadores dejen su huella referente a lo que significa esos discos de maíz en nuestra manera de ser. Así mismo, estamos trabajando en un proyecto muy lindo de la mano del maestro Onofre Frías quien se ha sumado a esta exposición de nuestras arepas”.

White Envelope Arepa Bar representa para Tischler la realización de un sueño de mostrar nuestros valores y al mismo tiempo, alegrar mientras se divierte: “he tenido la suerte que mucha gente se ha sumado y apoyado en este sueño. Desde amigos que han mostrado apoyo hasta gente local que, sin conocerlos de antemano, me han dado mucho más que una mano y se han entusiasmado en esta etapa que esperamos sea tan exitosa que podamos replicar no solo en esta ciudad y estado sino en otros rincones de este país”.

Leonardo Iranzo es la más reciente adquisición del proyecto: será la mano derecha de Tischler quien explica “es un gran cocinero, he visto su formación desde que era literalmente un ‘chamito’ y se animó a dejar una cocina de altísimo nivel en New York para venirse a este proyecto y sumar, siempre sumar con más ideas, creatividad y una sonrisa a la mano como arma secreta. Tuve la suerte de haber trabajado con su papá, mientras me desempeñaba en la cocina de Malabar de la mano de Carlos García, así que le viene en los genes eso de estar en los fogones”.

“Teniendo en cuenta que era una gran oportunidad de mostrar nuestra venezolanidad, pensamos desde el principio que debíamos usar un nombre e imagen distinta e innovadora. Con eso, y con la ayuda Paola y Juan Carlos Bertorelli, pensamos en White Envelope” explica emocionado “haciendo alusión a esa similitud que hay entre una arepa y un sobre de cartas, donde ambos son portadores de cosas valiosas y que viajan cargando nuestra cultura”.

Finaliza Tischler haciendo referencia al tema de la emigración y su relación con la arepa: “el paquete de harina de maíz ha significado mantener la relación con lo nuestro y una manera de sentirse más cerca de nuestras raíces. Así nos vino la idea de que la arepa es y ha sido portadora de nuestra cultura desde épocas lejanas y al mismo tiempo protegido no solo esos magníficos rellenos que porta consigo, sino mucho de lo que somos y seremos como ciudadanos”.

White Envelope Arepa Bar, enciende sus fogones en la zona de Remington, 301 W 29th. St. Baltimore, MD. 21211, en un complejo donde comparte otros 10 conceptos más, todos innovadores y retadores para la ciudad, dentro del complejo llamado R-House y exactamente en el local #6.