<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Abrebocas

7 panes para recorrer Venezuela

 En la mesa venezolana, el pan de trigo se codea de igual a igual con los ancestrales casabes y arepas. Hacemos un repaso por 7 panes que retratan todo el territorio. 

La mesa italiana en Caracas: hegemonía del sabor

El ciudadano común supone que siempre ha existido una gastronomía italiana que representa por si sola a toda Italia pero en realidad, la cocina con ese gentilicio es de reciente data. Poco antes de finalizar el siglo XIX no existía ese concepto porque la culinaria de la “Bota” era eminentemente regional,  sus antiguos orígenes son absolutamente locales, debido a la diversidad de pueblos, con sus costumbres, maneras de cocinar y geografía particular

Las suculentas tajadas de la UCAB

En Venezuela los platos más sabrosos se encuentran en los lugares más recónditos. Ya sea en taguaras o cantinas, la experiencia se hace más amena cuando la atención es familiar. Este es el caso del cafetín de la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB), donde las tajadas más deliciosas se sirven “como en casa”.

Las cachapas más dulces son de plátano maduro

El dulce sabor y la tierna textura de estas cachapas impresionaran a todos, además también son un plato saludable para compartir durante los desayunos o almuerzos Las cachapas de plátano son una excelente alternativa para preparar desde casa, con un toque  dulce gracias al plátano maduro y una tierna textura. Un platillo que puede acompañarse con queso blanco (preferiblemente guayanés), amarillo, mozzarella o semejantes. La cachapa es un alimento muy típico de América del Sur, sobre todo en Venezuela y Colombia. Por lo general, son preparadas con maíz, pero también se le pueden agregar otros ingredientes que les ofrece un toque delicioso y único. cachapas34 Ingredientes

Receta: Las sardinas en lata pueden convertirse en un manjar

Para cumplir con la abstinencia de Semana Santa de forma sabrosa y sin tener que gastar mucho dinero, el dip de sardina es una opción ideal. Se puede comer con casabe, galleta de soda, arepitas e, incluso, pequeños sándwiches o emparedados para compartir. Además, este dip se puede llevar a la playa o te puede acompañar a cualquier lugar; lo importante es mantenerlo refrigerado en una cava con hielo