Harina de almendras

Con lo que sobre de la preparación de la leche de almendras, se puede hacer harina de almendras. Coloque el remanente en una bandeja bien esparcida y hornee a temperatura mínima durante 1 hora o más. Hasta que esté seca la preparación. Después puede tamizar o licuar ligeramente para que tenga más consistencia de harina. Harina rústica de almendras: Solo procese las almendras enteras con piel, tamice separando los granos finos y vuelva a procesar el sobrante. Finalmente junte y mezcle. Deseche o reserve para otra preparación los gránulos más gruesos.   Harina de almendras peladas y tostadas: Esta harina tiene dos etapas previas: el pelado y el tostado. PREPARACIÓN: 1. Para pelar las almendras ponga en una ollita a hervir agua. Cuando entre en ebullición agregue las almendras a pelar y apague el fuego.   2. Deje reposar entre 1 y 2 minutos por reloj, para evitar que las almendras tomen mucha humedad.   3. Pase por un colador y enfríe con el chorro de agua de la canilla: coloque las almendras sobre un repasador limpio.   4. Comience a frotar moviendo de izquierda a derecha y viceversa. Retire las almendras peladas.   5. Y vuelva a frotar repitiendo el proceso hasta terminar.   6. Para tostar las almendras, páselas a una sartén sin el agregado de ningún tipo de materia grasa y ponga al fuego a efectos de proceder al tostado. Comenzará a escuchar el típico chasquido de las almendras tostadas.   7. Deje reposar o enfriar, procese y cuele. Repita 2 o 3 la licuada aprovechando los gránulos más gruesos.   SUGERENCIA: Conserve la leche de almendras en un frasco de vidrio, bien tapado y en la parte más fría de la nevera. Este producto dura aproximadamente 4-5 días en la nevera. TIEMPO: preparación 10 minutos- antes 12 horas de remojo. DIFICULTAD: baja. [gallery ids="5301"]    ]]>