"Todo se cata" revela secretos de los vinos del mundo

Tres sommeliers dirigen Todo se cata, que promueve catas diferentes y de temas específicos como, por ejemplo, vinos de una misma cepa pero cultivada en diferentes terroirs, o vinos de un mismo país, muchas veces con etiquetas muy difíciles de adquirir en Venezuela. Son catas que suelen sorprender sensorialmente a los participantes. 
 
En un jardín de Caracas se descubren secretos bien guardados. Son secretos del vino, del whisky, de bebidas que creemos conocer bien pero que siempre tienen algo más que contar.
Por ejemplo, que el Cabernet de California no tiene nada que ver con sus primos de Europa o Suramérica. Que un Chardonnay es distinto según el país donde crezca e, incluso, se expresa diferente según los terroirs de un mismo país. Que un whisky japonés justifica con sus notas sensoriales lo elitesco que es.
Tres sommeliers venezolanas, María Salcedo, Yésica Vivas y Elba Quintero, todas de amplia trayectoria y mucha formación en la buena mesa, conocen esos secretos y los comparten a través de Todo se cata, un programa de catas focalizadas que guían en un jardín privado.
todosecata-cata
«Se trata de un encuentro para aprender, disfrutar y vivir experiencias. Somos los únicos que hacemos algo con este ángulo de disfrute. Buscamos hacer una experiencia sensorial, de vinos y gastronomía», explicaron Yésica Vivas y María Salcedo, quienes nos visitaron en la sede de Bienmesabe para contarnos sobre las novedades de Todo se cata.

BMS-BETANIAIBARRA-7201

Foto: Yésica Vivas y María Salcedo. Crédito: Betania Ibarra / @bibarris


Estas catas han sido diseñadas diferentes a las del resto del mercado, son más profundas, donde se aprecian etiquetas muy costosas, ausentes o muy difíciles de conseguir en el mercado venezolano.
Cada cata se complementa con una propuesta gastronómica cónsona con los vinos, con platos escogidos por Yésica Vivas, quien también es chef. A pesar de tratarse de degustaciones, las porciones son suficientes para que la persona se retire satisfecha.
 
todo-se-cata-2
«Investigamos el vino, determinamos sus características y según ellas se escogen los platos. Por ejemplo, con un Pinot Grigio servimos unos tortelonis, el Masi con un risotto de champiñones, el Asti con un canoli», describen las armonías de la más reciente cata que dirigieron dedicada a las diferentes cepas de Italia.
todosecata-botellas
Sobre cada vino, las sommeliers dan una descripción sobre su origen y sus características y luego se hacen las apreciaciones sensoriales de vista, olfato y gusto. Luego se prueba el plato y la armonía lograda con el vino. Se suelen catar entre 5 y 6 vinos, muchas veces con un plus fuera del programa. La experiencia dura cerca de hora y media.
«Tratamos que sea un espacio para la gente, con vinos difíciles de conseguir y de buenas bodegas. También es una oportunidad para probar licores muy costosos, sin tener que comprar la botella entera», explican. 
Este fin de semana dedicarán su cata a distintos vinos de Estados Unidos y en septiembre inaugurarán un ciclo de catas por cepas cultivadas en diferentes países para apreciar las diferencias entre unas y otras.
Todo se cata en whisky
La última cata de agosto será especial en el programa Todo se cata: La dedicarán a cuatro exclusivas etiquetas de whisky de Escocia, Canadá, Estados Unidos y uno japonés, ya disponible en Caracas pero con un precio muy alto cercano a los 2 millones de bolívares por botella de 0,75 litros.
«En esta cata habrá whiskies de varios países, con diferentes métodos de elaboración, variadas materias primas, distintos añejamientos», describen María y Yésica.
Los destilados que se catarán ese día serán un Woodford Reserve, de Estados Unidos; un The Balvenie 12 años de Escocia; un Crown Royal de Canadá y el japonés Nikka Coffey Grain.
 
En esta oportunidad, las armonías con comida será con carnes de @parrillacaracas, siempre seleccionadas por Yésica Vivas.
todosecata-pinchos
«Todo se cata, hasta las amistades», sostienen María y Yésica, apasionadas, junto con su socia Elba, de las apreciaciones sensoriales de todo lo que nos rodea.
 
Coordenadas
Cuándo y dónde. Las catas se realizan siempre en un día de fin de semana, en una locación del sureste que se revela al hacer efectiva la reservación.
Precio.  Según lo que se vaya  a catar, oscilan entre 25 y 35 dólares por persona, La cata de whisky son 35 dólares. El precio incluye bebidas y comidas.
Instagram. @todosecata
 
 
 
 ]]>