<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Desarrollan prueba no invasiva para el cáncer de próstata

El de próstata es el tipo de cáncer más común entre los hombres estadounidenses por detrás del de piel. La Sociedad Americana de Cáncer calcula que en 2020 se producirán 191.930 casos de cáncer próstata y morirán 33.330 personas por la enfermedad.

Desarrollan prueba no invasiva para el cáncer de próstata

Los científicos del Centro Oncológico Kimmel de Johns Hopkins desarrollaron una forma para detectar el cáncer de próstata de manera no invasiva a través de la orina. El anuncio se hizo junto a un estudio publicado en la revista Nature Scientific Reports.

Esta investigación analizó la orina de 126 personas. Entre ellos había pacientes con cáncer de próstata, hiperplasia benigna de próstata, enfermedades asociadas con la prostatitis e individuos sanos. A todos se les hizo secuenciación del ARN y espectrometría de masas.

«Un simple y no invasivo análisis de orina para el cáncer de próstata sería un importante paso hacia adelante en el diagnóstico», indicó el profesor adjunto del Centro e investigador principal del estudio, Ranjan Perera, en un comunicado.

El de próstata es el tipo de cáncer más común entre los hombres estadounidenses por detrás del de piel.

La Sociedad Americana de Cáncer calcula que en 2020 se producirán 191.930 casos de cáncer próstata y morirán 33.330 personas por la enfermedad.

Además, a uno de cada nueve varones se le diagnostica alguna vez en su vida. Es el más común entre los hombres de más de 65 años de edad y negros, aunque más de 3,1 millones de personas sobreviven tras el diagnóstico.

Detección temprana

No obstante, para que los pacientes sobrevivan resulta clave la detección temprana ya que permite un mayor número de opciones a lo largo del tratamiento. Por esta razón el nuevo descubrimiento sería muy útil para ello.

Normalmente, los pacientes se someten primero a un análisis de sangre para determinar el nivel de antígeno prostático específico. Esta es una proteína producida por las células normales así como por células malignas de la glándula prostática.

En caso de que los resultados ofrezcan unos niveles anormales de esta proteína, el médico debe realizar un examen digital del recto para determinar definitivamente si el paciente desarrolló un cáncer de próstata, aunque según los expertos no son siempre fiables.

«Las biopsias de tejido son invasivas y notoriamente difíciles porque a menudo pasan por alto las células cancerosas. Y las pruebas existentes, como la de la elevación sostenida del antígeno prostático, no son muy útiles para identificar el cáncer», señaló Perera.

Los científicos especificaron que es necesario realizar estudios de mayor envergadura antes de que este análisis esté listo para su uso clínico. Los investigadores descubrieron cambios específicos en el ARN y los meabolitos urinarios de los pacientes, debe confirmarse en un grupo más grande.

«Si se confirman en un grupo más grande y separado de pacientes, nos permitirán desarrollar un análisis de orina para el cáncer de próstata en el futuro”, explicó otro de los investigadores del estudio, Bongyong Lee.

Entrena tu mente

Ricardo Adrianza comparte dos enunciados más de su filosofía de vida "El señor de las verduras". Esta vez profundiza en la actitud y el vivir el presente, conceptos que engloba en el renglón "entrena tu mente"