Deserción escolar se dispara a 80% por el hambre en Nueva Esparta

Los índices de deserción estudiantil que se han incrementado en los últimos años, hoy en día alcanzan 80% en el estado Nueva Esparta, donde las fallas en el Programa de Alimentación Escolar (PAE) que dirige el Ministerio de Educación, aunadas a la crisis económica, la escasez y el alto precio de los alimentos han generado también que distintas escuelas redujeran sus horarios.

Deserción escolar se dispara a 80% por el hambre en Nueva Esparta

El director de Educación de la Gobernación insular, Celis Rodríguez, informó que en los recorridos realizados por diversos planteles de la región ha constatado que solo se está entregando un saco de papas, algunos kilos de yuca, aliños y varias frutas que alcanzan para darles porciones mínimas a los alumnos.

“En una escuela de Península de Macanao vimos que de una matrícula de 350 niños solo estaban presentes 28. Estamos hablando de 80% de deserción escolar por hambre. Los padres no pueden enviarlos si no tienen garantizada la comida”, dijo.

 

Dijo que en los últimos meses ha recibido gran cantidad de solicitud de reducción de horarios por este motivo. Las escuelas que trabajaban hasta las 4:30 PM piden salir a las 2 y las que estaban hasta el mediodía desean adelantar la salida a las 10:00 AM.

“Los niños no pueden permanecer en las escuelas todo este tiempo si no tienen nada en el estómago. Es una situación grave que debemos resolver. Si seguimos así la reducción de los horarios va a pasar al cierre de las escuelas. Por eso la solución no es adecuar las jornadas, es buscarles los alimentos a los muchachos. Desde la Gobernación ya estamos trabajando en algunos planes para atenderlos y apoyarlos, pero el Ministerio y las autoridades competentes tienen que atender este problema y cumplir su compromiso con los estudiantes”, aseveró.

 

Panorama escolar

A juicio de los docentes y representantes del estado, este año escolar todo ha empeorado aunque los problemas en este sentido han venido aumentando progresivamente. “Nunca más llegaron las proteínas. Solo envían verduras, algunas frutas y arroz, y no todos los días. Están suministrando alimentos de vez en cuando”, comentó la maestra de un plantel ubicado en La Asunción.

Aseguraron que estos inconvenientes se están presentando en todo el país, no obstante, en la isla las complicaciones y los retrasos son mayores porque los productos deben ser trasladados en ferrys. Extraoficialmente se conoció que actualmente en los salones se puede ver la mitad de los niños que antes asistían y permanecen inscritos, pues la mayoría de ellos iba para tener algo que comer y tener que enviarlos sin ese “incentivo” representa para los padres un gasto que no pueden hacer.

El hecho de que en ocasiones lo único que pueden ofrecerles es una sopa de auyama llevó a las autoridades de las escuelas a culminar sus jornadas al mediodía, que antes era hasta las 4:00 PM. Indican que como no es suficiente carga nutricional, muchos niños se marean y no se concentran para estudiar. “Niño con hambre no aprende”, afirman. Un ejemplo de esto es la escuela José Joaquín de Olmedo de Pampatar, según refirió la madre de un alumno de quinto grado.

Se trató de contactar a la jefa de la Zona Educativa y representante de este plan en el estado, Noris Soto, para conocer sus apreciaciones, confirmar la información suministrada por los docentes y saber qué está ocurriendo oficialmente, pero no pudo ofrecer la entrevista.

El Ministerio establece que el PAE se creó para garantizar una alimentación diaria, variada, balanceada, de calidad y adecuada a los requerimientos de la población estudiantil, a través de un menú y dieta contextualizada. Su misión, indica, es ayudar al ingreso, permanencia, prosecución y rendimiento escolar mediante el mejoramiento de las condiciones nutricionales de los niños y niñas, adolescentes y jóvenes atendidos en el sistema educativo; cosa que no se está cumpliendo.

En noviembre de 2017 el ministro de Educación, Elías Jaua, aseguró que en 2018, la cobertura del Programa de Alimentación Escolar en el país sería de 100% para los estudiantes del sistema público. Durante su intervención en la cumbre de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), resaltó que se incluiría además una merienda nutricional.