<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Dudas y contradicciones rodean a la oposición en la AN

Juan Guaidó fue el primero en tomar la palabra en la sesión de este martes para prometer "rebelarse" contra la corrupción de parlamentarios de oposición

Dudas y contradicciones rodean a la oposición en la AN

Las denuncias de corrupción de diputados en la Asamblea Nacional venezolana parecen ser un problema que «pica y se extiende».

Como representante del órgano legislativo, Juan Guaidó fue el primero en tomar la palabra en la sesión de este martes para prometer «rebelarse» contra la corrupción de parlamentarios de oposición, tras las denuncias que salpican a legisladores aliados y que buscarían fracturar la coalición que busca sacar del poder a Nicolás Maduro.

«Todo nuestro problema es por culpa de la corrupción. Por eso nos vamos a levantar con fuerza, nos vamos a rebelar a la corrupción, nos vamos a rebelar a la miseria, a los ladrones de este pueblo», aseguró.

No obstante, el presidente encargado de Venezuela, reconocido así por casi 60 países, no reveló más detalles ni señaló a los diputados que estarían implicados. Se limitó a conformar una comisión que investigará el caso y que revelará más detalles en los próximos 15 días.

Por su parte, los diputados señalados, aunque declararon, crearon más dudas que expectativas.

El primero fue José Brito quien aseguró el lunes que Guaidó se ha convertido en «una estafa para el país» porque también está implicado en casos de corrupción por el presunto manejo de recursos públicos a discreción.

Rebelión contra Guaidó

El parlamentario, quien asegura que en la Asamblea existe una rebelión de 70 diputados contra el presidente encargado, dijo que la razón de su viaje a Colombia era para denunciar el manejo de recursos de Monomeros, filial de Pdvsa en el país andino, y que estarían siendo malversados por integrantes del parlamento.

Sin embargo, Adolfo Superlano, otro de los diputados señalados por corrupción, resaltó que el viaje al país vecino con otros diputados era para denunciar en la Fiscalía colombiana a Carlos Rotondaro, exministro de Salud del chavismo.

Una investigación periodística publicada el domingo pasado por el portal de noticias Armando.Info reveló que varios diputados de oposición estarían emitiendo documentos de buena conducta para exonerar a empresas y ciudadanos señalados de manejo inadecuado de recursos públicos de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (Clap).

Según el portal, esos legisladores cabildearon ante autoridades de Colombia y Estados Unidos a favor del empresario colombiano Carlos Lizcano, vinculado con supuestas irregularidades en un programa de Maduro para distribuir alimentos subsidiados.

Detienen al fundador del antivirus McAfee por llevar un tanga como mascarilla

El programador informático fue relatando lo sucedido a través de redes sociales desde el momento en el que se produjo el altercado. «Mi mascarilla del coronavirus es el problema. Insisto en que es la más segura y estoy negándome a llevar ninguna otra cosa por el bien de mi salud», pues las mascarillas sanitarias «paran las bacterias», pero «no los virus».

Descubren coronavirus en alitas de pollo brasileñas importadas a China

La contaminación del pollo brasileño podría provocar una nueva caída de las exportaciones brasileña hacia China. En febrero de 2019, Pekín impuso por cinco años aranceles anti-dumping al pollo brasileño que iban de 17,8% a 32,4%. Brasil, primer productor mundial de carne de pollo, era hasta 2017 el primer provedor de China en pollo congelado, por un valor de casi 1.000 millones de dólares anuales. 

Galicia prohíbe fumar en calles y terrazas cuando no exista distancia de seguridad

Esta decisión de Feijóo convierte a Galicia en la primera comunidad que plantea restricciones a los fumadores para reducir el riesgo de contagio del virus. El presidente gallego explicó que varios miembros del comité clínico de su gobierno habían señalado que fumar en terrazas, calles o en lugares públicos donde no es posible mantener la distancia de seguridad supone «un riesgo alto de infección».