EEUU: usar la fuerza militar en Venezuela tendría riesgos

El secretario de Estado de Estados Unidos (EEUU), Mike Pompeo, reconoció este lunes que usar la fuerza militar en Venezuela tendría riesgos significativos. La medida es un cambio sustancial de Washington.

El secretario de Estado de Estados Unidos (EEUU), Mike Pompeo, reconoció este lunes que usar la fuerza militar en Venezuela tendría riesgos significativos. La medida supone un cambio sustancial en la postura que defiende Washington sobre una opción militar.

«Vemos a gente que pide un cambio de régimen con medios violentos y, desde enero, dijimos que todas las opciones están sobre la mesa para ayudar al pueblo venezolano a recuperar la democracia y la prosperidad. Eso es todavía verdad, pero sabemos, por la historia, que los riesgos de usar la fuerza militar son significativos», dijo Pompeo.

Pompeo destacó la importancia del realismo en las acciones de Washington y habló de una política para Venezuela mezclada con moderación.

Sus declaraciones contrastan con la línea del gobierno estadounidense, que durante meses insistió en que todas las opciones estaban sobre la mesa en relación con la crisis en Venezuela y aseguró que eso incluía la opción militar.

Pompeo dejó entrever que el Ejecutivo estadounidense ya no baraja la posibilidad de una invasión militar, aunque no lo dijo claramente.

«En vez de la opción militar, EEUU privó a Maduro y sus compinches del petróleo que no va a los bolsillos del pueblo venezolano, sino a los del régimen», dijo.

«Somos despiadados al atacar la habilidad del régimen para traficar con drogas, una fuente vital de efectivo», aseguró Pompeo.

Aseveró que gracias a las sanciones económicas de EEUU y otros países la salida del poder del presidente venezolano, Nicolás Maduro, está al alcance.

«Y podría estar más cerca de lo que nosotros pensamos», añadió.

Previo al TIAR

Pompeo hizo esas declaraciones un día antes de que se reúnan en Bogotá los cancilleres de los países del Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca (TIAR).

El tratado es una especie de OTAN americana que recuperaron los países americanos después de décadas con el fin de presionar a Maduro.

Los países del TIAR tienen previsto comprometerse mañana a la imposición de una serie de restricciones de viaje para líderes chavistas; pero descartaron por completo una opción militar debido al rechazo de la decena de naciones que conforman el Grupo de Lima.

EEUU y los países del Grupo de Lima reconocen como presidente interino de Venezuela al presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, quien tiene el respaldo de más de medio centenar de países.

Maduro, en el poder de 2013, tiene alianzas con China y Rusia y el control efectivo de Venezuela con el apoyo de las Fuerzas Armadas.

¿Qué hacemos si no nos invaden?

Siguen las agrias discusiones entre los opositores. El lado que quiere invasión versus el lado que prefiere una solución pacífica y consensuada. Me encuentro dentro del segundo, lo he dicho en repetidas oportunidades. Y no porque piense que en Venezuela no necesitamos ayuda, ¡claro que la necesitamos!, sino porque una invasión la veo más lejana e imposible. Encima, el reenvío de falsos rumores le hace más fácil el trabajo al G2 cubano, aparte de hacerle el coro al psiquiatra.