<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Producción ganadera de Táchira cae 70% por falta de combustible

Priorizar el suministro de combustible para el sector productivo, pidieron los ganaderos del Táchira a las autoridades regionales que administran la gasolina, teniendo en cuenta que representan junto al sector salud las áreas de mayor importancia de atención. El suministro hasta ahora ofrecido no ha sido suficiente para mantener las labores en las unidades de producción

Edgar Medina, presidente de la Asociación de Ganaderos del Táchira (Asogata), hizo un llamado a las autoridades que administran el combustible para pedir mayor acceso y litros de gasolina de los que ya se estarían suministrando para cumplir con las labores de producción y distribución de alimentos en la región fronteriza con Colombia.

El representante ganadero, explicó que en algunas estaciones de servicio de la región se les estarían suministrando apenas entre 25 y 40 litros de combustible a cada vehículo.

“Esto no nos sirve para continuar realizando el trabajo. Tenemos unidades de producción a 100 kilómetros de distancia y con 40 litros no podemos llegar”.

El productor pidió mayor acceso a la gasolina a tevés de jornadas que beneficien a mayor números de agremiados de Asogata, de manera que puedan surtir un tanque completo, teniendo en cuenta la importancia y prioridad del sector que representan.

“No pedimos privilegios distintos a los demás, pero si una prioridad para poder realizar nuestro trabajo. Hay dos sectores importantes la salud y la comida y por el segundo es que hacemos el llamado”, dijo Medina.

Dispuestos a pagar por la gasolina

El representante ganadero reconoce que el precio de la gasolina en el país es irrisorio y señaló que el gremio no tiene ningún inconveniente en que se haga un incremento al precio legal del mercado nacional.

“Hemos venido comprando recipientes de 20 litros de gasolina en 150.000 pesos (3.750.000 bolívares) y no es un secreto. Esto será llevado a la estructura de costos, lo que encarece el producto final”, precisó.

El vocero de Asogata, planteó al gobierno que si el problema de la gasolina es la poca o nula producción, se inicien contactos con países como Colombia, para que se abra un canal y llegue la gasolina a Venezuela a través de la frontera con Norte de Santander (Cúcuta) acción que garantiza se continúe con la producción de alimentos.

Sin movilización

Los productores de las montañas altas del Táchira están preocupados porque el combustible tampoco les ha llegado y se encuentran paralizados sin sacar los productos en un 95%, han declarado.

La falta de combustible ha disminuido la producción de toros gordos a la matanza en el centro del país, preciso el presidente de los ganaderos del Táchira.

“Estamos en un 30% de la cantidad que habíamos estado enviando y produciendo normalmente. Llegamos a eso porque el transporte está casi paralizado”.

Los 460.000 litros de leche que iban diario a las industrias para el procesamiento normal también han bajado. Ahora se cuaja más queso para poder paliar la situación.

“El verano en la zona sur del estado también afecta considerablemente la producción. El ganado se está muriendo a los productores de zonas que colindan con Apure y Barinas al no tener la gasolina para prender las motobombas y llenar los tanques de agua para los bebederos de los animales”, detalló el ganadero.

Si no hay gasolina para la movilización del sector productivo del país, si los ganaderos se quedan en casa el desabastecimiento sería incontrolable en el país, advirtió Medina.

“Trabajamos y nos exponemos en medio de esta situación de manera de contribuir a que el pueblo se abastezca y se quede en casa”.

Insumos para animales

Ante la incapacidad que existe en el país para manejar la fabricación de insumos agrícolas (fertilizante, medicina veterinaria, fungicidas, semillas de pasto y hortalizas, productos importados, se pide abrir un cal para poderlos traer al país desde Colombia, como se venía haciendo anteriormente.

“Si no se toman las medidas necesarias nuestras unidades de producción pueden quedar cuando pase la pandemia, convertidas en desiertos”.