Escasez de gasoil en Venezuela se agudiza y genera protestas

Los expertos señalan que aunque la causa principal del desplome de la industria petrolera venezolana se basa en una falta de inversión en Pdvsa y sus refinerías, las últimas sanciones ocasionaron que la opción de intercambiar petróleo por diesel con otros países también se cerrara

Escasez de gasoil en Venezuela se agudiza y genera protestas

La escasez de gasolina no es algo nuevo en Venezuela. La caída en la producción petrolera, la paralización de la mayor parte de las plantas de refinación y las sanciones impuestas por el gobierno estadounidense han hecho que las colas por combustible se mantengan en gran parte del país. Sin embargo, por algún tiempo la escasez se había alejado de los compradores de diesel (combustible utilizado por el transporte de carga pesada), aunque esta sensación de abastecimiento de gasoil terminó. Camiones de carga pesada no solo hacen colas, sino que ahora los gandoleros protestan por la falta de gasoil.

Este viernes 5 de marzo un grupo de gandoleros trancaron la Autopista Regional del Centro (ARC) como forma de protesta por la falta de combustible para sus camiones. Los conductores reclamaban que no pueden movilizar su cargamento sin combustible y que además sufrían de extorsiones en las estaciones de servicio para pagar más por el combustible que en este momento se encuentra regulado.

¿Por qué no hay el gasoil en Venezuela?

Las causas de la escasez de gasolina en Venezuela son las mismas que explican la falta de gasoil para el transporte pesado. La caída en la producción petrolera y el abandono del complejo de refinación del país hace imposible que Pdvsa se acerque a cubrir la demanda nacional. Sin embargo, la estocada final vino con las sanciones a la industria petrolera que restringió la importación de combustible al país.

Es cierto que en un primer momento las sanciones no perjudicaron de una forma tan pronunciada la entrada de combustible para autos y equipos de carga pesada. Sin embargo, uno de los últimos ajustes a las sanciones en la administración de Donald Trump fue prohibir el intercambio de petróleo por diesel, lo cual estuvo permitido hasta octubre de 2020.

Los expertos señalan que si bien es cierto que la causa principal del desplome de la industria petrolera venezolana se basa en una falta de inversión para poder abastecer la demanda nacional, las últimas sanciones ocasionaron que la opción de encontrar diesel por otros países también se cerrara.

Solamente el 35% del diesel que demanda el país es producido por Pdvsa y las reservas de este combustible se consumen rápidamente, por lo que la escasez puede acrecentarse mucho más esta semana.

Consecuencias graves para la producción de alimentos

Aunque la escasez de gasolina incomoda, la escasez de gasoil puede ser incluso más peligrosa. El transporte de carga que distribuye alimento por todo el país se puede paralizar ante la falta de combustible, lo cual supone un riesgo de seguridad alimentaria.

Las alarmas dentro del sector ya se venían encendiendo desde finales del año pasado. El presidente de Fedeagro, Aquiles Hopkins, advertía a finales de año que la situación era compleja. “Escasez de Diésel pone en riesgo la siembras de frijol, arroz y otros en el Occidente del País! Los responsables de la distribución del combustible deben dar atención prioritaria a la producción de alimentos! Para mañana ya será tarde, en Agricultura el tiempo no perdona!”.

Sin embargo, los gandoleros no son lo únicos afectados por la escasez de diesel.  Este combustible también se utiliza para las plantas eléctricas en las industrias y hospitales, por lo que las consecuencias de esta escasez va mucho más allá del transporte terrestre.

¿Cuál es la solución?

Las vías para resolver la escasez de diesel en Venezuela son dos: mayor producción o mayor importación. Ninguna es sencilla.

La producción del diesel en el país está sujeta a la reactivación de las plantas de refinería del país, que en este momento trabajan a menos de 20% de su capacidad. Por otro lado, importar nuevamente diesel de forma legal podría sr una opción si la administración del nuevo ocupante de la Casa Blanca decide dar un paso atrás en algunas sanciones.

Desde que Biden llegó al poder se ha conversado sobre la posibilidad de que se permita nuevamente el intercambio de crudo por diesel. Esta opción mantuvo los inventarios a nivel por gran parte del año pasado.