Nestlé necesita 100 toneladas de pulpa de frutas para reanudar operaciones

Nestlé Venezuela hizo del conocimiento a todos sus colaboradores y miembros del sindicato de Fábrica Valencia, la suspensión temporal de las actividades productivas de su operación a partir del 8 de enero de 2018, como consecuencia de la falta de materia prima (pulpas de frutas), indispensables para la fabricación de postres más fruta Nestum.

Nestlé necesita 100 toneladas de pulpa de frutas para reanudar operaciones

La empresa de alimentos y bebidas informó oportunamente al sindicato de la fábrica que se les garantizará su salario básico más una compensación especial durante el tiempo que dure la suspensión.
La decisión también notificada a las instituciones gubernamentales, proveedores y terceros, que dicha paralización fue efectuada por motivos ajenos a su voluntad y que realizan todos los esfuerzos para la reactivación de la operación a la brevedad posible, señala la compañía en un comunicado de prensa.
Para retomar operaciones Nestlé necesita como mínimo 100 toneladas de pulpa de frutas, para lo cual la compañía se encuentra en conversaciones con los proveedores y buscar las distintas alternativas y escenarios que permitan el inicio de operaciones a la brevedad posible.
Las pulpas de cambur, guayaba y lechosa son nacionales y las de banana, pera y manzana, importadas y dependen de la asignación de divisas. 
En Nestlé Venezuela y a través de Creación de Valor Compartido con el Programa Nacional de Desarrollo Agrícola, se brinda acompañamiento a proveedores locales, quienes le suministran a la empresa las pulpas; sin embargo, no se ha logrado tener a disposición el volumen necesario para arrancar la producción.
Como ha reiterado en otras oportunidades, Nestlé está decidida a mantener actividades en Venezuela y continuar apoyando a más de 3.200 empleados directos que tiene en el país.
 
 
 ]]>