No más FIFA: la federación rompe su exclusiva relación con EA Sports

La FIFA no parece estar conforme con los 150 millones de dólares que gana al año, por lo que busca aumentar esa cantidad hasta 1000 millones de dólares a través de la negociación de la extensión de la licencia. Aquí un resumen de todo lo que está, literalmente, en juego

No más FIFA: la federación rompe su exclusiva relación con EA Sports

La exclusividad que firmaron la FIFA y EA Sports hace casi 30 años llega a su fin: el ente que organiza el fútbol mundial anunció que está colaborando con otras compañías de videojuegos y eso significa que millones de dólares están cambiando de mano.

Aunque la institución señala que su objetivo es “construir una visión a largo plazo del sector de los juegos, los deportes electrónicos y el entretenimiento interactivo”, The New York Times ha indicado que las motivaciones son financieras.

FIFA no parece estar conforme con los 150 millones de dólares que gana al año, por lo que busca aumentar sus ganancias mediante una extensión de la licencia. Para entender mejor la situación, lo explicamos en las siguientes líneas.

¿Qué dijo exactamente la FIFA?

La estrategia se dio a conocer a través de un comunicado el 15 de octubre, el cual señala: “La FIFA adoptará un nuevo posicionamiento comercial en los juegos y los deportes electrónicos para garantizar que está en la mejor posición para tomar decisiones que beneficien a todos los interesados en el fútbol”.

Resalta que: “La FIFA es optimista y está entusiasmada con el futuro de los juegos y los deportes electrónicos para el fútbol, y está claro que este debe ser un espacio que esté ocupado por más de una parte que controle todos los derechos“.

“Por lo tanto, es de crucial importancia para la FIFA y sus partes interesadas maximizar todas las oportunidades futuras para los aficionados al fútbol y a los juegos“, agrega.

¿Un anuncio inesperado?

No. Tal como se señaló antes, hace pocos días, fuentes informaron a  The New York Times que las negociaciones para extender la licencia del nombre “FIFA” estaban estancadas ¿Por qué? Porque la institución quiere elevar los 150 millones de ganancia anual hasta mil millones de dólares repartidos en un ciclo de cuatro años de la Copa Mundial.

De ahí que se abriera el rumor de una ruptura, el cual se afianzó cuando el presidente ejecutivo y director general de EA Sports, Cam Weber, publicó una carta  que señalaba, entre otras cosas, lo siguiente: “En el horizonte, también exploramos la idea de renombrar nuestros juegos de fútbol de EA Sports”. Es decir, hacer un juego FIFA sin la licencia de la federación. Vale decir que, con tan solo esa afirmación, las acciones de Electronic Arts (EA Sports) cayeron 6,9% en la bolsa.

A ello hay que agregar que recientemente la FIFA lanzó “FIFAe”, una marca que busca potenciar las competencias y torneos del videojuego. Al respecto, la institución ha dicho que “se compromete a continuar organizando torneos de eSports basados en habilidades bajo el paraguas de la estructura de competencia y la marca de consumo FIFAe recientemente lanzada (www.fifa.gg)”

¿Quién pierde, quién gana?

Para saberlo, hay que contextualizar. En 2020, la FIFA reportó números rojos a causa de la pandemia, ya que no hubo partidos, retransmisiones y publicidad para explotar. Ante esa realidad, sus salvavidas fueron los productos licenciados, entre ellos los videojuegos, los cuales lograron recaudar más 150 millones por derechos de licencia de un total de 266,5 millones de dólares.

Por otro lado, EA Sports ha indicado que sus ganancias superan los 20.000 millones de dólares al año por cada juego que saca. Es más, con solo Ultimate Team, la opción que permite crear un equipo propio, EA indicó que ganó más de 1.620 millones de dólares en el mismo año. Esta última representa el 29% de los ingresos totales de EA y ha aumentado considerablemente año tras año.

Es decir, todo ese dinero está en riesgo, pero hay algo que quizás pesa más: ser el juego oficial, especialmente el del mundial de fútbol.

¿Qué le queda a EA Sports?

Si bien FIFA ha dado proyección a la marca EA Sports, la compañía mantiene más 300 asociaciones y licencias con otras marcas, algunas de ellas son: UEFA Champions League, la CONMEBOL Libertadores, la Premier League, la Bundesliga y LaLiga Santander.

Y de ser cierta la separación, la compañía de videojuegos también debe pensar en cómo relanzar su marca. Según New York Times, ya hay avances, pues la empresa registró dos marcas, una en la Unión Europea y otra en Reino Unido, para la frase “EA Sports FC”.