Precio de la bolsa CLAP sube 90% en seis meses

El precio de las bolsas de alimentos que raciona el gobierno del presidente Nicolás Maduro, a través de los llamados Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP) se ha incrementado al menos 89,8% entre septiembre de 2016 y marzo de 2017.En septiembre del año pasado, desde el Centro de Empaquetado de Alimentos ubicado en Fuerte Tiuna, Caracas, el ministro de Alimentación, Rodolfo Marco Torres, afirmó que la bolsa que llenaban en ese lugar contenía 16 kilos repartidos en siete tipos de alimentos (sin proteína animal) y se vendía a Bs 4.500.

Precio de la bolsa CLAP sube 90% en seis meses

Seis meses después, esta vez en cadena nacional junto al presidente Nicolás Maduro, Marco Torres detalló que las bolsas CLAP que se empaquetan en el estado Sucre con un peso de 16 kilogramos en ocho tipos de productos, se vende a un valor de Bs 8.541.

“¡En los CLAP no hay bachaqueo ni inflación!”, exclamó Maduro en transmisión de radio y TV el 1° de marzo, ignorando el aumento de 89,8% que acumuló el paquete de alimentos y el significado de inflación.

Desde su creación hace un año, los CLAP han experimentado variaciones, al punto de que no existe un estándar de cantidad de productos, precios o frecuencia de venta.

Los alimentos que se incluyen en las bolsas son harina de maíz, arroz, espagueti, aceite, leche en polvo, azúcar, y recientemente sardinas y atún. Algunas pueden contener caraotas y en pocas ocasiones carne o pollo. En ningún caso la persona que adquiere el combo puede seleccionar los productos ni la cantidad que quiere o puede comprar.

Los productos incluidos en la bolsa han acusado los aumentos de precios autorizados por el gobierno a través de la Superintendencia de Precios Justos, y algunos se venden sin subsidio.

Por ejemplo, la harina de maíz precocida se vendía a Bs 19 hasta mayo de 2016, cuando subió a Bs 190. Ambos precios idénticos en los negocios privados. En diciembre de 2016, el gobierno autorizó otro aumento, esta vez diferenciando un precio para la distribución estatal (Bs 400) y otro para la privada (Bs 639). Solo en este producto el incremento en la bolsa CLAP es de 2.005% en 10 meses.

Adicionalmente, la inclusión de atún en presentación de 140 gr, impulsa el alza del paquete de alimentos, por su valor de Bs 1.490, el mismo que en los locales privados. Es el producto de mayor valor entre los 18 que contiene la bolsa.

Otra variante de este programa de racionamiento son las cajas, cuyo costo pasó de Bs 8.000 en diciembre de 2016 en algunas parroquias a Bs 10.000 en marzo de este año, un alza de 20%. La característica principal de este formato es que la mayoría de los productos son importados, empaquetados desde su país de origen (México o Panamá).

En los últimos años, de acuerdo con cifras publicadas por el Banco Central de Venezuela (BCV), el alza de los precios de los alimentos ha sido el rubro que apuntala la inflación del país, que según la Asamblea Nacional, se ubicó en 679,73% entre enero de 2015 y enero de 2016.

Además de la inflación, las bolsas CLAP también son un foco de bachaquerismo, venta en el mercado negro de los productos. Familias residenciadas en el oeste de Caracas, contactadas por El Estímulo, señalan que en ocasiones las bolsas llegan sin el precinto que las sella en el centro de empaquetamiento. Aunque les devuelven el dinero de los alimentos faltantes, no hay explicación de porqué el paquete llega abierto.

En el estado Zulia, por ejemplo, el comercio informal en Las Playitas, a 100 metros de la alcabala de la GNB ubicada en el Terminal de Pasajeros de Maracaibo, ya se abastece de productos importados desde México, según reseñó el diario regional La Verdad.