emigrar

Emigrar a Colombia, cerquita pero no es tan fácil

Muchos venezolanos, por la cercanía y las similitudes climáticas, culinarias y de lenguaje, escogen a Colombia como destino para emigrar. Sin embargo, el desconocimiento y las mismas condiciones sociales neogranadinas pueden conspirar contra las aspiraciones de quienes creen que establecerse en el país vecino es una papita criolla. Además, Avianca suspendió todos sus vuelos desde y hacia ese país

La diáspora del periodismo deportivo venezolano

Caracas celebra 450 años. Suelo ir temprano este día (25 de julio) a El Ávila a disfrutar desde arriba de la enmarañada planificación estructural capitalina, como una tradición. De regreso, justo cuando pasaba por debajo del tan tristemente recordado Puente Llaguno vi una fila muy larga de jóvenes que bajaba por las escaleras desde la parte superior, desde la Cancillería. 

100 razones que tengo para odiar al Gobierno

Mi nombre es Alejandro, soy fotógrafo y no suelo escribir. Pero, dada la situación que vivimos en Venezuela y esta inmensa crisis que día a día nos vuelve literalmente mierda, quiero enumerar las razones de por qué odio y repudio a este Gobierno

Dormir en la calle: nuevo perfil del inmigrante venezolano en España

La desesperación a veces impulsa a tomar decisiones apresuradas. Quienes huyen de un país en caos se encuentran con una dura realidad al otro lado del Atlántico. No es una situación generalizada, pero hay quienes han dormido en la calle o en albergues. El perfil de los que migran de Venezuela ya no es el mismo de hace cinco o dos años

Jubilados venezolanos en España: la pensión que no llegó

Dicen que son los años dorados, la época perfecta para descansar, viajar, vivir tranquilo después de tantos años de trabajo. Pero los jubilados y pensionados venezolanos en el exterior tienen una historia distinta. Como no reciben el pago que les corresponde, no tienen libertades. Dependen de hijos o familiares para comprar lo más básico. Nadie les da una explicación: los retrasos del IVSS o de Cencoex son una violación del derecho internacional a la seguridad social

Venderlo todo para huir de Maduro

Emigrar no solo supone dejar atrás costumbres, familiares, amigos y empleo, sino también el patrimonio adquirido a lo largo de muchos años de trabajo. La compra de divisas subsidiadas es un mito. Una mentira más del chavismo. Por consiguiente, muchos venezolanos optan por deshacerse de sus pertenencias, comprar un boleto y partir antes de quedarse en esta tierra… que ya no es de gracia ni ganancia

El coraje de John

Suficiente Coraje (La vuelta)  cuenta la historia de Enrique un hombre que creció en el exilio y regresa a Chile para vengar la muerte de su padre, asesinado en la dictadura de Pinochet. En su búsqueda conoce a Yubraska, una venezolana huyendo de la actual situación política, económica y social generada por el proyecto socialista de Hugo Chávez.

Emigrar con el título y el ego bajo el brazo

Emigrar de Venezuela ha sido para muchos un divorcio forzado, pero vale la pena si la repartición de bienes devuelve calidad de vida. Un mejor salario y algo de paz mental le pueden costar a un emigrante venezolano su carrera universitaria o su verdadera vocación. Aunque no denigran sus nuevos oficios, cuatro de estos profesionales cuentan cómo tuvieron que olvidarse de su currículo para empezar a hacerse un lugar fuera de su patria

Irse demasiado en moto a Argentina

Los altos precios y la restricción en la obtención de pasajes aéreos activan otras opciones para emigrar: los más aventurados se suben a una moto y conocen el continente antes de llegar a su nueva casa. La capacidad limitada para llevar equipaje y el ahorro económico equilibran la balanza de ventajas y desventajas de lanzarse al asfalto en dos ruedas

Emigrar de Venezuela para hacer cine

Jonathan Jakubowicz rodó Hands of Stone en Estados Unidos y Panamá; Joel Novoa Schneider hizo Day of Reckoning en Los Ángeles; Shariff Korver filmó en Holanda Infiltrant y Jorge Hernández Aldana realizó Los herederos en México. Cada vez más venezolanos dirigen producciones lejos de su país

Emigrar: la palabra más dicha en 2015

No importan latitudes, idiomas o caras ajenas. Comenzar una nueva vida en el extranjero se confirmó como modus operandi de los venezolanos en 2015. Una migración signada por ventajas económicas, políticas, legales y sociales que le guiñan el ojo a quienes no sobreviven al sueldo mínimo, a la escasez de productos básicos, a los índices in crecendo de homicidios en el país.  Un tema que Clímax hizo suyo y del cual hace un recuento para cerrar el año que se definió por el dilema "irse o quedarse"

Emigrar: la palabra más dicha en 2015

No importan latitudes, idiomas o caras ajenas. Comenzar una nueva vida en el extranjero se confirmó como modus operandi de los venezolanos en 2015. Una migración signada por ventajas económicas, políticas, legales y sociales que le guiñan el ojo a quienes no sobreviven al sueldo mínimo, a la escasez de productos básicos, a los índices in crecendo de homicidios en el país.  Un tema que Clímax hizo suyo y del cual hace un recuento para cerrar el año que se definió por el dilema “irse o quedarse”.

Emigrar con mascotas: los ladridos del adiós

Son como familia. Los venezolanos que “se van demasiado” con sus peludos amigos, deben desembolsar más que el dinero para la perrarina del viaje. Vacunas, kennels, trámites e impuestos aduaneros dejan ladrando al bolsillo. Quienes emigran con cuadrúpedos confían sus mascotas a las aerolíneas, entre incertidumbre y optimismo, mientras esperan que lleguen sanos y salvos 

Argentina y Venezuela: no tan diferentes

Por romanticismo o desespero, Buenos Aires desborda paisanos que, como todo el que abandona su tierra, salen cargado de buenas intenciones. Poco a poco, la realidad extranjera se asemeja demasiado a la criolla. Tristes y lindos como un tango, testimonios de porteños prestados, desertores e insistentes, cuyo paso por la “ciudad de la furia” marcó un antes y un después en la ardua tarea de encontrar su rincón en el mundo