<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Exjuez venezolano se declara culpable ante la justicia estadounidense

El caso también involucra a ex funcionarios del Gobierno, según los documentos de la corte. El exjuez venezolano Palmeri-Bacchi se declaró culpable de "obstrucción de la justicia", "lavado de dinero" y "extorsión". 

Exjuez venezolano se declara culpable ante la justicia estadounidense

El exjuez venezolano Benny Palmeri-Bacchi, arrestado en julio pasado en Miami (Florida, EE.UU.) acusado de conspiración para distribuir cocaína en Estados Unidos, se declaró culpable de varios cargos, según medios locales.

En un caso que involucra también a ex altos cargos del Gobierno venezolano, Palmeri-Bacchi, según los documentos de la corte, se declaró culpable de «obstrucción a la Justicia», «lavado de dinero» y «extorsión», cargos de los que se había declarado inocente tras su detención el 18 de julio pasado en el Aeropuerto Internacional de Miami cuando tenía previsto viajar con su familia a Disney World, en el centro de Florida.

Palmeri-Bacchi, de 46 años, se declaró culpable después de haber llegado a un acuerdo con la Fiscalía.

La audiencia de culpabilidad que fue pospuesta tuvo que ser reprogramada debido a que el abogado defensor, Edward Abramson, estaba hospitalizado con neumonía, según había informado en su momento a Efe la Fiscalía federal del Distrito Sur de Florida.

La detención del exjuez obedeció a una investigación de la que también era objeto el exjefe de inteligencia militar venezolana, Hugo «El Pollo» Carvajal Barrios, detenido en julio pasado en Aruba y que fue liberado por las autoridades de la isla caribeña dependiente de Holanda, y el exdirector de Interpol Rodolfo McTurk.

Según documentos judiciales, el general retirado Carvajal era solicitado por Estados Unidos en extradición acusado en este país de hacer negocios con el capo narcotraficante colombiano Wilber Varela, alias «Jabón», fallecido en 2008.

Los hechos se produjeron entre febrero de 2009 y septiembre de 2010, cuando los acusados (Palmeri-Bacchi y McTurk) «voluntariamente y juntos conspiraron» con el narcotraficante Jaime Alberto Marín Zamora, alias «Beto Marín», para distribuir cocaína en Estados Unidos, según los documentos judiciales.

Tanto Palmeri-Bacchi como McTurk, quien permanece en Venezuela, fueron acusados de «retrasar y evitar la extradición» de Marín Zamora de Venezuela a territorio estadounidense con el objetivo de «obstruir, influir e impedir» las acciones judiciales de la Fiscalía federal del Distrito Sur de Florida.

No obstante, en 2012, «Beto Marín», exintegrante del cartel de drogas del Norte del Valle, enfrentó la justicia estadounidense y fue condenado a más de 16 años de prisión por delitos de narcotráfico.

La jueza federal del Distrito Sur de Florida Patricia Seitz estableció una pena para «Beto Marín» de 195 meses de prisión -o más de 16 años, así como a cinco años adicionales de libertad condicional, según la documentación judicial a la que tuvo acceso Efe durante el juicio.

No estás muriendo, es ansiedad

Quien ha vivido los síntomas de la ansiedad sabe la intensidad con la que esta respuesta del sistema nervioso central sacude nuestro cuerpo y nuestra mente. El miedo puede ganar terreno pero, es ahí cuando la ayuda correcta puede hacer que ésta se convierta en una amiga y no en tu enemiga

Colombia 0-0 Venezuela: ¿a qué sabe el empate?

“Fariñez nos salvó de una goleada”. Sí. No es mediocridad, Fariñez es un elemento más del once que juega. Insisto: es prácticamente imposible pedirle más atrevimiento al grupo cuando hay tantas ausencias y poco trabajo