Fallece el expresidente egipcio Hosni Mubarak a los 91 años

Gobernó su país con mano de hierro entre 1981 y 2011, tras el magnicidio de Anuar el Sadat. Fue intervenido quirúrgicamente en enero pasado y permanecía recluido en un hospital de las Fuerzas Armadas por graves dolencias gastrointestinales.

El expresidente egipcio Hosni Mubarak falleció hoy a los 91 años de edad, tras ser operado y permanecer un mes en cuidados intensivos, informó la televisión estatal egipcia.

El canal anunció el deceso con una breve alerta y sin ofrecer más detalles. Miembros de su familia y su abogado habían dicho recientemente que se encontraba en cuidados intensivos en un hospital de las Fuerzas Armadas.

Mubarak fue intervenido quirúrgicamente en enero pasaso y desde entonces permanecía hospitalizado debido a dolencias en su aparato gastrointestinal.

Férreo mandato

Gobernó Egipto con mano de hierro desde 1981, después del asesinato a manos de extremistas de su antecesor, Anuar al Sadat, hasta que fue forzado a abandonar el poder, el 11 de febrero de 2011, tras 18 días de protestas en las calles.

Después de la revuelta popular, fue juzgado por la muerte de cerca de mil manifestantes durante la represión de las manifestaciones en su contra. Finalmente, fue declarado inocente de ese delito en 2014.

El expresidente  egipcio sí cumplió condena por delitos económicos y quedó en libertad en 2017, luego de estar cerca de seis años en prisión, que pasó casi totalmente en el hospital por su delicado estado de salud.

Desde su excarcelación, llevaba una vida muy discreta, alejado de los focos de los medios de comunicación.

La prensa local consiguió captar alguna imagen junto a su familia y, a pesar de su avanzada edad, se lo veía sano y sereno.

Su última imagen con vida la publicó su nieto, Omar Alaa Mubarak, en la red social Instagram a principios de febrero. En ella aparecía acostado en una cama, con el pelo completamente cano y muy desmejorado.