Gobierno presiona para destrabar boletos aéreos

El ministro para Transporte Aéreo y Marítimo, Luis Graterol, indicó que se ha reunido con 23 de las 24 aerolíneas internacionales que prestan servicio en el país.

Gobierno presiona para destrabar boletos aéreos

Los encuentros han servidos para acercar posiciones en los plazos de liquidación de divisas, así como acordar un ajuste tarifario y la valoración de su boletería en dólares, reseñó la Agencia Venezolana de Noticias.

“Hemos venido trabajando de manera articulada junto al Ministerio de Finanzas con representantes de 23 de las 24 aerolíneas que prestan servicios en el país y hemos llegado a acuerdos importantes y convenimientos de pago. De esas reuniones, ya estamos viendo resultados. Alitalia, por ejemplo, ya anunció la reactivación de sus operaciones tras la suspensión temporal que tuvo. American Airlines ya solicitó vuelos adicionales”, explicó este jueves en una rueda de prensa ofrecida en el Aeropuerto Internacional de Maiquetía Simón Bolívar en el estado Vargas.

No obstante, el canal de noticias Globovisión constató a través de llamadas telefónicas que no se ha reanudado la venta de pasajes de Alitalia.

Graterol subrayó que la situación que se ha presentado en el país con los pasajes aéreos es una coyuntura debido a la venta anticipada de boletos.

“Nadie compra un boleto de un día para otro. Hay que llamar a la conciencia. La boletería de un año se vendió en una semana” 

En este sentido, destacó que las autoridades aeronáuticas se encuentran ajustando los controles para garantizar la movilidad nacional e internacional al pueblo venezolano.

“Venimos trabajando en varias áreas para mejorar cada día más a la asistencia que se le debe prestar al pasajero”. Sin embargo, -subrayó- que la afluencia en los terminales aéreos ha sido alta.

Durante las últimas semanas el Ejecutivo y las empresas internacionales de transporte aéreo han sostenido varias reuniones para tratar aspectos vinculados con sus operaciones en el país, rutas, itinerarios, tarifas y acuerdos para la liquidación de divisas pendientes, con el objetivo de que las líneas aéreas puedan repatriar sus ganancias a sus casas matrices en el exterior.