Italia supera los 8.000 muertos por coronavirus

Italia informó que los casos positivos volvieron a crecer tras cuatro días de descensos y actualmente son 62.013, según Protección Civil

El número de muertos en Italia con coronavirus alcanzó este jueves los 8.165, al registrarse 662 en las últimas veinticuatro horas, una cifra inferior a los dos días anteriores.

Sin embargo los casos positivos volvieron a crecer tras cuatro días de descensos y actualmente son 62.013, tras contabilizarse 4.492 en solo una jornada.

El nuevo alza en el número de contagios diarios se debe a Lombardía, donde en las últimas veinticuatro horas aumentaron en más de 2.500.

Lombardía acumula ya 34.889 contagios totales y 4.861 fallecidos. La siguen Emilia Romaña (10.816 contagios totales), Véneto (6.935) y Piamonte (6.534), todas en el norte del país.

De los más de 62.000 enfermos positivos, 3.612 están en unidades de cuidados intensivos. Más de 33.500 están en aislamiento domiciliar y 24.753 están hospitalizados.

El incremento en la cifra de contagios interrumpió la tendencia bajista de las últimas cuatro jornadas, lo que, según Protección Civil, puede deberse a una «acumulación de pruebas que se han hecho en los últimos días y se han contabilizado hoy».

«Lo importante es que la velocidad de la curva de transmisiones parece ralentizarse», añadió.

También se pronunció el subdirector adjunto de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Ranieri Guerra, quien señaló que las medidas restrictivas para mantener a la gente en sus casas «parecen dar resultado».

Medidas de aislamiento seguirán

«Es importante no bajar la guardia, frenar la curva, en los próximos días esperamos tener una disminución sostenida en la serie», indicó.

El subdirector de Protección Civil subrayó que de momento no es aconsejable levantar las medidas de aislamiento porque el contagio es muy rápido.

A Italia llegaron expertos de China, Cuba y Rusia para ayudar en esta emergencia y a ellos se sumará próximamente un equipo de sanitarios de Alemania.

Italia necesita médicos y enfermeros, dijo este jueves el presidente de Lombardía, Attilio Fontana, en una comparecencia telemática con los medios internacionales en Roma.