La gasolina rompe la cuarentena de cientos de venezolanos

Aunque se anunciara desde hace más de 10 días que la circulación de civiles debía limitarse a actividades de compra de productos básicos, decenas de personas se instalaron en una cola kilométrica para surtir gasolina en Las Mercedes (Baruta).

La gasolina rompe la cuarentena de cientos de venezolanos

Desde primera hora, una larga fila de vehículos rompe con la soledad que caracteriza a varias zonas del país que cumplen con la cuarentena aplicada por el gobierno de Nicolás Maduro ante la pandemia de coronavirus. La razón: el limitado suministro de gasolina.

Aunque se anunciara desde hace más de 10 días que la circulación de civiles debía limitarse a actividades de compra de productos básicos, decenas de personas se instalaron en una cola kilométrica para surtir combustible en Las Mercedes (Baruta). Sin embargo, en un recorrido hecho este viernes, El Estímulo constató que la cola no solo estaba conformada por aquellos pertenecientes a los sectores priorizados (alimentación y medicina).

El largo de automóviles se extendía hasta la urbanización Bello Monte.

Una vez en el sitio, funcionarios de la Policía de Baruta anunciaron que solo surtirían con gasolina a aquellos que formaran parte de estos grupos, además de aquellos que contaran con salvoconducto.

La pandemia del Covid-19 obligó a las autoridades locales a tomar medidas extremas ante su impacto en otros país. Para la fecha, Venezuela cuenta con 107 casos positivos y un fallecido.

En líneas generales, el mundo registra 542 mil personas infectadas y 8.200 muertes.

En el interior

Desde la semana pasada, la escasez de gasolina es generalizada en el interior del país y la reserva de Pdvsa se agota. Expertos indican que el cierre de las bombas limitará en pocos días el transporte de alimentos y otros productos básicos.

Ineficiencia, falta de mantenimiento e inversión, sanciones, robo y contrabando de gasolina, son algunos de los factores que han llevado al actual desabastecimiento en todo el territorio, a lo cual se agrega el decreto de Emergencia y la cuarentena obligatoria en todo el país por el coronavirus.

En Táchira, un trabajador dijo a El Estímulo que los camiones con hortalizas y verduras no han podido distribuir con normalidad. Hasta ahora, solo pudo salir un camión al centro del país y de regreso hubo problemas para surtir gasoil. Además, agregó que la mayoría de los trabajadores teme contagiarse en el proceso.

La Cámara Venezolana de la Industria de Alimentos (Cavidea) anunció la semana pasada que todas las industrias trabajarían para proteger la alimentación de los venezolanos, pero la situación del transporte lo complica más. La producción puede mantenerse al mínimo si no hay transporte.