<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Niños de China y Europa vuelven a clases bajo amenaza del coronavirus

La crisis mundial de la educación sigue siendo grave y solo un tercio de los alumnos están regresando a clases en este verano boreal, alertó la Unesco. Mientras, en algunos países de Europa los estudiantes regresan a unas escuelas cambiadas por el coronavirus

Niños de China y Europa vuelven a clases bajo amenaza del coronavirus

Después de seis meses de una de una escolaridad interrumpida o fuertemente perturbada, millones de alumnos en Whuan, China, Francia, Bélgica o Gran Bretaña volvieron el martes a las escuelas, reorganizadas para evitar la propagación del covid-19.

Los pequeños franceses, belgas y británicos abrieron este martes por la mañana el baile del mes. Los alemanes, norirlandeses o escoceses los precedieron en agosto.

Se trata de todo un desafío para las autoridades. Los niños que volvieron a sus centros escolares no se encontraron con la escuela de «antes», dadas las medidas sanitarias excepcionales que rodean el regreso.

Entre ellas, alumnos por clase a menudo reducidos -como en Grecia o en Bosnia-, cursos acortados, mascarillas obligatorias a partir de los 11-12 años o desde más pequeños aún en Grecia. Las autoridades quieren evitar a toda costa que las escuelas se conviertan en focos de propagación de covid-19.

En Francia, 12,4 millones de alumnos de todos los niveles volvían este martes a clase,  «en el respeto de las prescripciones emitidas por las autoridades sanitarias», como la mascarilla obligatoria para los profesores y los alumnos a partir de 11 años, incluso en el exterior del centro.

Escuelas con nuevo protocolo

El ministro francés de Educación, Jean-Michel Blanquer, considera que el nuevo protocolo sanitario es «simple y claro», pero algunos profesores, que ya iniciaron el regreso el lunes, lamentan que haya «puntos de interrogación» en cuanto a la organización en los comedores o en los patios de recreo.

Estudiantes usando máscaras reciben  instrucciones en la escuela Françoise-Giroud en Vincennes, este de París, este 1 de septiembre de 2020, en el primer día de clases en medio de la pandemia de covid-19 (Foto: Martin BUREAU / AFP)

No verán la sonrisa de la profesora que los espera, ni la de sus compañeros, pero aun así, el regreso a clases provoca alborozo entre decenas de niños que aguardan frente a una escuela en París su reapertura tras seis meses de cierre.

«¡Nos hizo mucha falta! Los amigos, las clases… ¡hasta los profesores!», señala Anaïd, de 13 años, con los ojos brillantes y la nariz y boca cubiertas por una mascarilla, obligatoria para los alumnos mayores de 11 años durante toda la jornada escolar, salvo a la hora del comedor.

La «nueva normalidad» no le preocupa mucho. «Sí, es un poco incómodo llevar la mascarilla, pero así no corremos riesgos», dice, mientras saluda a sus amigas con un golpe de codo o un apretón de pies. A muchas no las había visto desde mediados de marzo, cuando el gobierno ordenó el cierre de las escuelas en todo el país.

En algunos países, los niños saldrán por turnos al recreo, para evitar la masificación. Es el caso de Grecia donde el regreso escolar previsto el 7 de septiembre podría atrasarse una semana.

En el Reino Unido, se desaconseja a los padres de los alumnos permanecer durante mucho tiempo en el establecimiento. En Londres, la compañía de transportes colocó autobuses especiales para transportar a los alumnos.

«Vida escolar normal»

Los profesores también están preocupados por el regreso al colegio de los niños que desconectaron totalmente durante el confinamiento.

En Francia, en Bélgica y en otras partes, tras dos meses de confinamiento de mediados de marzo a mediados de abril, solo algunos niveles considerados prioritarios pudieron regresar a clase antes de las vacaciones del verano.

Estudiantes usando máscaras escuchan a una maestra en la escuela Françoise-Giroud en Vincennes, este de París, este 1 de septiembre de 2020, en el primer día de clases en medio de la pandemia de covid-19 (Foto: Martin BUREAU / AFP)

Bélgica también mantuvo la vuelta a clase este 1 de septiembre ya que su primera ministra Sophie Wilmès considera «fundamental que los niños puedan reanudar una vida escolar normal o tan normal como sea posible».

Una opinión compartida por el gobierno británico, según el cual los beneficios del retorno a clase (esta semana en Inglaterra y en Gales) son más importantes que los riesgos potenciales.

Bélgica, de 11,5 millones de habitantes, tiene uno de los niveles más altos de letalidad de covid-19 en el mundo en relación con la población, por detrás de Perú.

Por ello ha previsto estrictas medidas para evitar los eventuales contagios como la obligación de limitar a cinco personas fuera del hogar «los contactos sociales cercanos» (posibles a menos de 1,50 metros sin mascarilla) hasta el 1 de octubre.

En España, donde la vuelta al cole se escalona del 4 al 15 de septiembre, dependiendo de las regiones, será obligatoria la mascarilla para los mayores de seis años, todo el tiempo.

En Wuhan también

En Wuhan, la ciudad del centro de China donde emergió el nuevo coronavirus a fines de 2019, alumnos con mascarillas de protección retornaron este martes a clases.

Cerca de 1,4 millones de estudiantes reanudaron sus clases en cerca de 2.800 jardines de infancia, centros de primaria y colegios de toda la ciudad. Los institutos de secundaria habían reabierto en mayo.

Los medios estatales mostraron imágenes de estudiantes enarbolando banderas chinas –lo que forma parte de la rutina en colegios públicos–, pese a las advertencias de evitar aglomeraciones.

Según datos oficiales, Wuhan concentró 80 por ciento de los más de 4.600 casos de fallecimientos por el nuevo coronavirus registrados en todo el país. La ciudad estuvo confinada y cerrada durante más de dos meses, a partir de fines de enero.

Estudiantes en la celebración de los 100 años del colegio Wuhan High School, en Wuhan, China, este 1 de septiembre. Foto: STR / AF

Solo un tercio en el mundo

Solamente uno de cada tres alumnos en el mundo vuelve al colegio en este fin de verano boreal, y los demás siguen «sin colegio» o «en la incertidumbre» causada por el covid-19, indicó la Unesco en un comunicado.

«La crisis de la educación sigue siendo grave» declaró Audrey Azoulay, directora general de la Unesco, citada en el comunicado

Sobre un total de 1.500 millones de niños escolarizados, desde la pre-primaria hasta la secundaria en el mundo, 900 millones deberían retornar a la escuela entre agosto y octubre, pues los demás tienen otro calendario escolar.

Unos 128 millones ya están en su nueva clase y 433 millones más, de 155 países, lo harán en las próximas semanas, es decir un total de 561 millones de alumnos, precisa la Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura.

Incertidumbre

Pero cerca de 1.000 millones de alumnos, es decir dos tercios de la población escolar mundial, siguen «sin escuela o en situación de incertidumbre» precisa la Unesco, en este día de vuelta al colegio en varios países europeos.

En efecto, «más de la mitad de los 900 millones de alumnos que empiezan el nuevo año escolar debe seguir una enseñanza a distancia, de forma total o parcial».

La Unesco se alarma por esta situación –escuelas cerradas, enseñanza a distancia, incertidumbres, desescolarización– y advierte que puede causar un impacto en las poblaciones más vulnerables, en especial en las niñas.

Por ello insta a las autoridades educativas a garantizar un rápido retorno a la escuela, adoptando medidas para la salud y la seguridad de los alumnos y del personal docente.

Estudiantes atienden clases remotas en India. Foto: AFP

Otro lío para Luis Suárez: Demostraron la falsedad de su examen para la ciudadanía italiana

Después de salir del Barcelona, Luis Suárez aceleró la obtención (por derecho conyugal) de la ciudadanía italiana. Pero unos audios filtraron que habría hecho trampa. La Fiscalía de Peruggia hoy anunció que "las actividades de investigación demostraron que las asignaturas cubiertas por el examen estaban previamente convenidas con el solicitante y que la puntuación pertinente se había dado incluso antes"