<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

"¿Por qué siempre paga el que está pasando?", dice padre de mujer herida de bala

Fueron casi 70 los lesionados el pasado martes, 30 de abril, pero el nombre de Milagros Gutiérrez resalta por ser la primera herida confirmada por impacto de bala Sus familiares y el hombre que la auxilió contaron lo ocurrido, en exclusiva, para El Estímulo 

"¿Por qué siempre paga el que está pasando?", dice padre de mujer herida de bala

En la sala de espera de cuidados intensivos, aguardaban impacientes los familiares de Milagros Gutiérrez y Luis Aguilera, ambos víctimas de la represión estatal. Estaban sentados en lados opuestos de la habitación, pero compartían la misma pena. Como un solo grupo, conversaban e intercambiaban información, preguntaban por el estado del otro y se lamentaban. La mujer de 32 años recibió una bala en el abdomen en las adyacencias del Ministerio de Transporte (avenida Francisco de Miranda, Chacao), donde hubo un intercambio de disparos entre grupos armados vinculados al gobierno de Nicolás Maduro y la policía de Miranda. 

«¿Por qué será que siempre paga el que está pasando?», se preguntaba el papá de la joven maestra, quien yacía sentado en el suelo abrazado a sus rodillas.

 

De acuerdo con sus parientes, Milagros ni siquiera había asistido a la convocatoria opositora. Estaba saliendo del trabajo y, al no conseguir bus (el transporte público estaba colapsado; el servicio Metro fue suspendido y pocos autobuses trabajaban), se fue caminando. «Ella iba para Guaneras (donde reside)», aclararon.

Una de las personas que la auxilió, y que se mantuvo en la clínica, confirmó que la muchacha no estaba manifestando y relató la sucesión de acontecimientos. «Estábamos viendo qué era lo que estaba sucediendo».

«Vimos que había mucha gente asomada en el Ministerio de Transporte y que (los manifestantes) comenzaron a lanzarles piedras, y ellos respondieron con disparos», dijo el hombre, quien prefirió mantenerse en el anonimato.

 

Milagros Gutiérrez herida de bala 30 de abril

Él y los suyos lograron resguardarse tras el armazón de kiosko cercano, pero Milagros no corrió con la misma suerte. «Cuando nos fuimos a cubrir en otro sector, vimos a la chica que estaba en el piso. La estaba atendiendo una señor bastante mayor».

Ingresó a Salud Chacao, pero por la gravedad de sus heridas, fue referida a una conocida clínica de la ciudad. En el momento de la visita de El Estímulo (3:30 p. m.), se encontraba en medio de la cirugía.

«No sabemos nada de ella, estamos esperando que el doctor nos diga cómo salió», comentó su madre.

Los presentes señalaron, sin embargo, que antes de la intervención el doctor aseguró que la herida de bala tenía entrada y salida, y que no había comprometido ningún órgano, lo que constituía un buen pronóstico.

Clínica El Ávila Terapia intensiva

Lo que se sabe del enfrentamiento frente al Ministerio de Transporte

Durante la tarde del martes, hubo un enfrentamiento entre funcionarios de PoliMiranda y un grupo irregular (presuntamente colectivos) que se encontraba dentro de la sede del Ministerio de Transporte. El altercado tuvo lugar luego de que, según testigos, desde el edificio ministerial respondieran con disparos a las piedras lanzadas por los manifestantes.

Hasta las 5 p. m, se contabilizaban al menos 69 personas lesionadas en las protestas desatadas en Caracas tras el levantamiento militar liderado por el jefe del Parlamento, Juan Guaidó, reconocido como presidente interino por más de 50 países.

De esos heridos, 41 fueron atendidos por perdigones, 21 por traumatismo, tres por dificultades respiratorias, dos por arma de fuego, uno por un desmayo y uno por herida en una mano, detalló el funcionario.

Los jubilados en Venezuela cobran una pensión que los mata de hambre

"Es mentira que con Bs. 400.000 voy a poder comprar carne, pollo, pescado o cualquier otra cosa para acompañar el arroz o la pasta. Si usted divide el monto de la pensión en los 30 días del mes, en promedio, son como Bs. 13.000 diarios y solo un pasaje mínimo en el transporte público cuesta Bs.20.000”, dice Félix Valdez. Y es solo uno de los testimonios de hambre que comparten los jubilados