<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Presentan proyecto de ley que permite a privados explotar petróleo venezolano

Los diputados de la comisión de energía y petróleo del Parlamento de Venezuela presentaron el borrador de una nueva ley de hidrocarburos que contempla la participación de empresas de exclusivo capital privado en la explotación de crudo, una actividad hasta ahora reservada al Estado.

Presentan proyecto de ley que permite a privados explotar petróleo venezolano

«Esta propuesta, sin fecha aún para ser discutida en la plenaria, plantea en primer lugar la revisión del artículo de la ley vigente que impide que las actividades primarias (de explotación) sean desarrolladas por el sector privado», dijo el legislador Luis Stefanelli.

«Estamos en la búsqueda de inversión del sector privado puesto que Venezuela no va a contar con recursos oficiales para reactivar su industria, depende básicamente de la inversión nacional e internacional del sector privado», añadió para explicar esta decisión que podría resultar controvertida en algunos círculos del país.

Indicó asimismo que un nuevo marco legal permitiría hacer del petróleo, nuevamente, la palanca de desarrollo para el futuro de todos los venezolanos.

La herramienta, que será discutida con los trabajadores petroleros en los próximos días, respeta los contratos que se han firmado en el actual marco jurídico, donde las compañías privadas mantienen asociaciones con el Estado venezolano, siempre en condición minoritaria.

Además, pretende crear la agencia venezolana de hidrocarburos y reconocer los derechos de miles de trabajadores que fueron despedidos entre 2002 y 2003, luego de una huelga que prácticamente paralizó la industria.

Stefanelli auguró que la herramienta jurídica será la ley más importante en el país después de la Constitución.

Con todo, es poco probable que la ley, si llegara a ser sancionada, sea promulgada por el Ejecutivo de Nicolás Maduro, que no reconoce las decisiones del Parlamento.

El Supremo venezolano, subordinado a Maduro, decretó en desacato al Parlamento solo pocas semanas después de que la oposición se hiciera con el control de la Cámara en 2015, por lo que sus actos y decisiones son nulas.

Venezuela obtiene 96 % de sus ingresos de la industria petrolera, la más importante del país monoproductor.

Sin embargo, este sector experimenta horas bajas y ha visto caer su producción desde los más de tres millones de barriles en 1999, cuando el fallecido Hugo Chávez (1999-2013) subió al poder, hasta los 732.000 por día que reportó la Opep en marzo pasado.

El país atraviesa por la mayor crisis política de su historia, desde que en enero pasado Maduro juró un nuevo mandato de 6 años que no reconoce la oposición, ni buena parte de la comunidad internacional y, en respuesta, el jefe del Parlamento, Juan Guaidó, fue juramentado y proclamado como presidente de un gobierno interino por una multitud.

Guaidó es reconocido como mandatario encargado de Venezuela por más de 50 países, pese a que no tiene el control de la burocracia del Estado ni de las Fuerzas Armadas, cuyos comandantes han declarado de forma pública su lealtad al chavismo y Maduro alejándose de lo establecido en la Constitución.

"Nomadland" arrasa en los Globos de Oro y corre hacia el Oscar

La cinta de Chloé Zhao, una poética mirada a los devastadores efectos del capitalismo del siglo XXI en la sociedad estadounidense, compartió protagonismo con "Borat Subsequent Moviefilm". El momento más emotivo de la gala virtual fue el homenaje a Chadwick Boseman y la entrega del premio a su viuda, Taylor Simone Ledward