Tareck El Aissami también está contagiado

El ministro de Petróleo Tareck El Aissami -por quien Estados Unidos ofrece 10 millones de dólares en recompensa por su captura- informó este viernes que dio positivo para COVID-19. Es el tercer funcionario del gobierno de Nicolás Maduro que da un anuncio similar en las últimas 24 horas

Tareck El Aissami también está contagiado

Hoy le tocó a Tarek El Aissami dar su anuncio: positivo para COVID-19. Por Twitter, lo mismo que Diosdado Cabello y Omar Prieto.

Con un mensaje publicado durante la tarde de este viernes, el ex vicepresidente y ministro de Petróleo, dio la noticia sobre su contagio y el inicio de su aislamiento.

El Aissami, de 45 años y ascendencia libanesa, es una figura clave en la administración de Nicolás Maduro. El 27 de abril fue puesto al frente de la hoy apocada industria petrolera y se le atribuye el acuerdo y diseño de la operación que le permitió a Venezuela recibir cargamentos de gasolina desde Irán, luego de un periodo de desabastecimiento de combustible nunca antes visto en el país.

Pero también es un hombre en la mira de la justicia internacional: Estados Unidos ofrece una recompensa de 10 millones de dólares por su captura y lo acusa -junto a otros funcionarios del chavismo- de narcotráfico, lavado y terrorismo.

En julio de 2019 el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de Estados Unidos (ICE) incluyó a Tareck El Aissami en la lista de los diez prófugos más buscados, luego de que en 2017 entrara al listado de “capos” del narcotráfico según Estados Unidos.

En 2017 el Departamento de Justicia de ese país dijo: “Tareck Zaidan El Aissami Maddah ha ocupado posiciones clave en el gobierno de Venezuela (….). Utilizó su posición de poder para involucrarse en el tráfico internacional de drogas, lo que le valió la designación de Traficante de Narcóticos Especialmente Designado, junto a su socio Samark López Bello”.

Con El Aissami, van tres

El jueves otra figura importante en el chavismo anunció que dio positivo para COVID-19: Diosdado Cabello.

El día 8 de julio contó a través de su cuenta de Twitter que esa noche no haría su programa de televisión debido a que estaba afectado por lo que entonces definió como una “alergia”. Y el 9 él mismo le explicó a sus seguidores que se trataba del nuevo coronavirus.

Unas horas después el gobernador de Zulia, Omar Prieto, finalmente oficializó lo que ya era un rumor desde hacía varios días: su PCR indicó el diagnóstico de COVID-19.