<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

"The Cebrit", el peluche que sacó del clóset a los miedos de todos los padres

No hay nada más terrorífico que perder el peluche que tu hijo abraza para dormir. Esto fue lo que le pasó a un usuario de Twitter y al compartir su historia, convirtió a una cebra de peluche, "The Cebrit", en protagonista viral de 2021

"The Cebrit", el peluche que sacó del clóset a los miedos de todos los padres

¿Quién no tuvo un muñequito, peluche, prenda u objeto extraño sin el cual era imposible dormir? Las películas «Toy Story» y «Monsters, Inc», por ejemplo, utilizan la tradición del acompañante (real o imaginario) para desarrollar su argumento. Por eso no extraña que un muñeco «sarnoso», como lo llamaría un padre en aprietos, se haya convertido en tendencia mundial.

Todo comenzó con una confesión de un usuario en Twitter, llamado Iván Repila (@IvanRepila): «Mi hija tiene un muñequito sarnoso que no se puede lavar ni perder porque lo necesita para dormir. De hecho, a veces tengo más miedo de perder ese muñeco que de perder a mi hija: a ella se la puede encontrar por el rastro de destrucción que deja. A LA CEBRITA, NO.».

El tuit del 4 de enero se convirtió en una maravillosa historia cuando la cebra de peluche desapareció. La agonía por encontrar este pequeño objeto, nos recordó al sufrimiento de Linus van Pelt («Peanuts») cuando pierde su mantita. No vamos a contar cómo se desarrolla y finaliza la curiosa narración, porque se perdería el buen ate de Repila para contarnos el suceso. De hecho, lo puedes revisar a continuación:

El caso es que al momento de escribir esta nota, el hilo en Twitter, que supera los 67,000 likes, 17,000 retuits y 1.400 comentarios, dio un giro interesante cuando un montón de usuarios empezaron a compartir sus propias versiones de sus «Cebrits», es decir, de los muñecos que cumplen la misma función en la casa: acompañar a los pequeños a dormir. Al mismo tiempo también confesaban el miedo que les produce perderlos. Estos son algunos ejemplos:

El doble

El mapache

El hermano

Dudi

Ante estas respuestas, el «mentor» de las historias de peluches concluyó en su hilo: «Actualizo este hilo, conmovido y (también) descojonado por tantas historias vuestras, cebrits conservadas y perdidas, remiendos, lavadoras asesinas…».

#GarzonViolador: ¿reaccionará la justicia argentina?

Una joven venezolana fue drogada y violada en un local comercial de Buenos Aires: era su primer día de trabajo. La policía encontró al agresor intentando ponerle la ropa a su víctima. Y pese a todo, una jueza lo dejó en libertad y le imputó el delito de "abuso sexual simple"