Fiscalía sueca pide hasta seis meses de cárcel para ASAP Rocky

Un fiscal sueco pidió este viernes una pena de hasta seis meses de cárcel para el rapero estadounidense ASAP Rocky, juzgado por violencia durante una pelea a finales de junio en Estocolmo y quien alegó legítima defensa

Fiscalía sueca pide hasta seis meses de cárcel para ASAP Rocky

«No veo cómo se puede discutir de otra cosa que no sea cárcel», declaró el fiscal Daniel Suneson en su alegato final ante el tribunal de la capital sueca. La agresión debería ser castigada con una pena de prisión firme de hasta seis meses», añadió el fiscal.

 

El abogado defensor del rapero, Slobodan Jovivic, pidió por su parte la absolución. «A mi entender, no hay ningún motivo para creer que la descripción del delito sea válida para mi cliente, debería ser absuelto y puesto en libertad liberado», alegó.

El tribunal deberá anunciar la fecha del veredicto, y también si el músico queda, en espera de la sentencia, en libertad o en prisión preventiva.

Los jueces podrían condenarlo a hasta dos años de prisión y a pagar una multa.

En el primer día de la audiencia, el martes, la fiscalía había alegado un acto voluntario, al estimar que A$AP Rocky y sus dos coacusados agredieron a la víctima, el pasado 30 de junio, a sabiendas que eran más numerosos.

ASAP Rocky, de 30 años, cuyo verdadero nombre es Rakim Mayers, en detención preventiva desde su arresto, reaccionó en «legítima defensa», declaró su abogado.

En caso de ser condenado, ASAP Rocky propuso el viernes realizar servicios comunitarios: «Saben donde vivo, tienen mis datos personales y los de mi abogado. He trabajado para obras de caridad, por lo que no me molestaría hacer algo así el fin de semana», declaró ante el tribunal.

Más de 64.000 personas firmaron una petición en línea para pedir la liberación del rapero. Y en las redes sociales, una campaña anima a los fans del artista a boicotear marcas suecas como Ikea.

Incluso provocó tensiones en las relaciones entre Estados Unidos y Suecia. El presidente Donald Trump, que acusó a finales de julio a Suecia de menospreciar a los negros estadounidenses, envió a su emisario especial encargado de los asuntos relacionados con rehenes, Robert O’Brien.

 

– Comportamiento «osado» –

ASAP ROCKY juicio AFP
En esta tercera jornada del juicio, los fans de ASAP Rocky se reunieron una vez más en el exterior del tribunal de Estocolmo, al grito de «Free Rocky» y «Free Flacko» («Rocky libre» y «Flacko libre»), en referencia al otro apodo del rapero.

En el interior de la custodiada sala de audiencia, los testigos se sucedieron antes de dar paso a los alegatos finales.

La víspera, durante la segunda jornada de audiencia, la defensa cuestionó la versión de los hechos relatados por la víctima, un afgano de 19 años que dijo que cuatro personas le habían «golpeado».

«Dos [de ellas] intentaron cortarme con cristal», añadió en persa en el juicio.

El jueves, el acusado contó su versión de lo sucedido la noche del 30 de junio: «Tratamos de alejarnos, pero cuando nos fuimos nos siguieron», contó con calma en el estrado. Igualmente indicó que el comportamiento «osado» de la víctima le asustó.

ASAP Rocky reconoció sin embargo que había «lanzado» a su víctima al suelo antes de «dar[le] una patada en el brazo», con el fin de ayudar a su guardaespaldas, atacado por el denunciante y un amigo.

En un video amateur difundido el martes ante el tribunal, el artista, que visitaba la capital sueca para un concierto, tira al suelo a un joven y después le asesta puñetazos junto a dos de sus coacusados.