The BaBy Factory es el folk rock venezolano que la parte en Londres

Llegamos a ellos a través de la recomendación de un amigo. No sabíamos que a Baldomero Verdú había logrado conquistar los escenarios londinenses, ni que tampoco tenía este proyecto junto a su novia; y les confesamos quedamos sorprendidos. Buen rock de Venezuela pal Mundo, ¡sigamos exportando talento y nada de malandrerías!

The BaBy Factory es el folk rock venezolano que la parte en Londres

Se inserta en el género del folk rock, aunque la experimentación con otros géneros marcará los próximos discos, canciones y proyectos de este dúo. La voz aguda de Barbara Combellas, los tonos melancólicos de su teclado y los arreglos de guitarra y percución de Baldomero Verdú conforman una combinación “chill”, “relajada” y un sonido de calidad que hoy deleita a la capital del Reino Unido.  ¿Les suena hipster? Totalmente, pero no se puede negar que es buena música.

Se trata de una pareja que decidió buscar más oportunidades fuera de las fronteras venezolanas. Tras tres años de mucho trabajo, la música de The BaByFactory es bien recibida por los europeos y londinenses. Ambos son comunicadores sociales, pero melómanos e intérpretes de profesión. Logramos entrevistarlos y les traemos aquí un poco de ellos y de su arte.

13908849_1056670531088247_7310103310802039883_o

—¿Desde cuándo están residenciados en Londres y qué los lleva a ese destino?

Baldo: Desde hace 3 años ya. Básicamente la idea de desarrollar nuestra carrera musical en un lugar donde hubiera industria fue lo que nos trajo a Londres. Al principio, las opciones eran New York y London. Qué bien que nos decantamos por Londres en vez de Los Estados Des-Unidos.

—¿Cómo los ha tratado el público de Europa, en qué países han sonado?

Baldo: el trato ha sido bastante positivo. Realmente resulta bastante curioso que al presentar tu propuesta musical en directo, los británicos te den un muy buen feedback al respecto. Considerando aquel dicho popular que dice que uno, como suramericano, no le va a venir a tocar su música y menos en su propia tierra a ellos y salir bien parado. Pues todo lo contrario. Hemos tocado en Holanda, Bélgica, España, Francia y en su mayoría en Inglaterra. Ha habido básicamente apología, más que alguna otra cosa.

Bárbara: Genial. Siempre encuentras gente que está dispuesta a escuchar cosas nuevas. Y ni hablar de la industria musical en Inglaterra, que es gigantesca. Londres es una ciudad con miles de posibilidades, no sólo en el ámbito musical. El truco es absorber lo mejor de la escena musical inglesa, y darle un twist. Baldomero ha podido plasmar en las composiciones del segundo disco las diversas influencias musicales que tiene por su trayectoria musical, desde rock hasta folklore venezolano. Si consigues cierta originalidad, y enfocas tiempo y esfuerzo, se tienen muchísimas más posibilidades de captar la atención.

—¿De dónde se conocen ustedes? ¿Se fueron juntos? y el resto de la banda ¿quiénes son?

Baldo: Nos conocimos en la universidad en nuestra etapa de pregado. Ambos estábamos estudiando Comunicación Social en la Universidad Católica Andrés Bello. Efectivamente nos vinimos juntos desde Venezuela a Europa. The BaBy Factory suena como una banda pero realmente es un duo. Somos únicamente Bárbara y yo. Yo me he hecho cargo de la composición instrumental – musical de todos los elementos sonoros y en vivo contamos con músicos invitados.

—Pueden ustedes mismo describir su sonido y sus letras. ¿Qué busca comunicar The BaBy Factory?

Baldo: Hay mucha relatividad en este tema del sonido de The BaBy Factory. Ahora mismo la cuestión va más dirigida hacia otros predios. Mucha más agresividad musical, más choque. También en las letras. Los tiempos de enamoramiento universitario del primer EP se acabaron. Ahora todo es “en tu cara.” Aunque hay una onda genuinamente folk por parte de Bárbara que quisiera incorporar también en el próximo primer disco de la banda. Y a la cual le he ya dado bastantes matices de nuestra música venezolana y afrovenezolana, que es lo que yo he estado haciendo desde que tenía 5 años.

—¿Viven de su música, han logrado vivir de lo que les gusta hacer?

Baldo: yo vivo estríctamente de la música. Los últimos 3 años es lo que he hecho en Europa en diferentes aspectos. Con Tonto Malembe, The BaBy Factory, solista y con otras buenas bandas con las que he tocado y de las que he aprendido muchísimo. Como guitarrista, vocalista, percusionista y productor de música y eventos, he podido colarme en la escena europea. Ha sido un camino rápido y sin mayor problema. Simplemente, como todo, hay que ponerle muchísimo cada vez que expones el trabajo que haces ante cualquier audiencia.

Bárbara: Desde hace tres años he estado trabajando en el área del mercadeo visual en tiendas de ropa. Londres es una ciudad muy rápida, te impulsa a ser multifunctional, además de ser muy costosa. He tratado de no dejar la música de lado, pero a veces es difícil. Hace poco decidí dejar mi trabajo y enfocarme al 100% en la música, y apoyando a Baldomero en sus proyectos con lo que necesite.

—¿Cómo ven a Venezuela desde allá?

Bárbara: Irreconocible, a juzgar por lo que nos cuentan familiares y amigos. Nosotros no hemos ido en mucho tiempo, Baldo en 3 años y yo en 4 años y medio. Lo que está ocurriendo es muy triste, siempre la tenemos presente.

Baldo: Venezuela se ve lejana y oscura. Hay que rescatarla. Volver a ella y verla desde adentro para no sentir que la hemos abandonado. Siempre está contextualizada en el trabajo que realizo con Tonto Malembe y hasta con The BaBy Factory. Vienen muchísimas cosas relacionadas a Venezuela, al terruño, al lugar que nos formó y nos hizo quienes somos para en un momento determinado pudiéramos desarrollar una vida afuera. Nada de lo que he logrado capitalizar acá en Europa hubiese sido posible sin mi formación y educación cultural y académica forjada en Venezuela.

—¿Cuáles son los próximos proyectos, hacia dónde va The BaBy Factory?

Los próximos proyectos son 3 discos el año que viene. Discos fuertes y completos. Mucha carga emotiva en ellos. The BaBy Factory va pa´ donde tenga que ir.

12916847_974668819288419_1107101310664232070_o

Además de TBF, Baldo desarrolla otro proyecto musical hermano: Tonto Malembe. Este está más relacionado con “la venezolanidad y el acervo musical -cultural” criollo, que siempre fue referencia en la vida de este músico.

“Barlovento, Un Solo Pueblo, María Paleta, Karelia Frías, la afrovenezolanidad en su máxima expresión. Todo lo que no desarrollé con agrupación alguna en Venezuela, y que al llegar acá a Londres, pude plasmarlo en esta banda, aunando a toda la arrechera y frustración originada por la situación política y social en el país y tener que estar viendo esto desde lejos. Ver y escuchar que tus familiares la están pasando negras. Eso es Tonto Malembe”, afirma Baldo.

Estando en Caracas Baldo ya hacía frente a la política de Venezuela junto a Harry Febres, con el grupo “Fibonacci”.

Por su parte, Bárbara no participa en Tonto Malembe “porque simplemente no fue algo que estuvo entre los planes, no surgió ni fluyó así naturalmente. No es una materia musical, ni cultural que se relacione con ella directamente”.

No le pierdan la pista ni a The BaBy Factory, ni a Tonto Malembe. Aquí sus coordenadas:

Twitter: @TheBaByF

Facebook: facebook.com/Thebabyfactoryband

Soundcloud: soundcloud.com/the-baby-factory

Página Web: thebabyfactory.bandcamp.com