<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

UPEL rechaza trato dado a venezolanos retornados

El Consejo Universitario del Pedagógico Experimental Libertador, manifestó a través de un comunicado, su rechazo ante el trato que reciben más de 3000 venezolanos en medio de la pandemia de coronavirus. Expresaron solidaridad y apoyo a favor de los connacionales y manifestaron su acuerdo en la manera en que estarían siendo sometidos a cuarentena

A través de un comunicado el Consejo Universitario de la Universidad Pedagógico Experimental Libertador (UPEL), informó el maltrato, hacinamiento y abuso por parte del gobierno a los ciudadanos que pusieron en cuarentena en el Instituto Pedagógico Rural Gervasio Rubio, ubicado en el municipio Junín del estado Táchira, desde el 8 de abril.

La decana de la UPEL, María Trinidad García, afirmó que por razones de humanidad recibió a un grupo de venezolanos que retornaban al país a través de la frontera con Colombia.

Sin embargo, su recibimiento se hace bajo la condición de resguardo de las instalaciones y bienes patrimoniales que posee la universidad.

Señaló que a estas personas se les debe proteger por estar en curso la pandemia de Covid-19. Sin embargo, dijo, no se tomó en cuenta las exigencias planteadas por las autoridades para el bien de todos.

En el comunicado, enviado por la UPEL se dejó claro a las autoridades del gobierno la responsabilidad de proveer alimentación, cobijo y recursos sanitarios mínimos para los compatriotas que llegaron. No solo por razones de humanidad, también por solidaridad y apego a la defensa de los derechos humanos fundamentales.

“En horas de la noche recibimos información por parte de las autoridades del instituto de que se habían irrespetado las condiciones exigidas y que se sobrepasó en número las personas que podían recibirse mientras el gobierno local y regional daba solución, como es su responsabilidad”.

Se desconoce el porqué del irrespeto al acuerdo. Aunque evidencia la improvisación con la que se trasladaron esas personas, detalla el comunicado de la UPEL.

Llamado urgente

El consejo directivo precisó que la situación mantiene en zozobra no solo a la comunidad universitaria sino a quienes regresan al país y han sido sometidos a cuarentena. Agregaron que la solidaridad y el apoyo deben preponderar por tratarse de personas vulnerables.

Sin embargo manifestó: “Lo ocurrido en Rubio se aleja totalmente del anterior este precepto, ya que el instituto no tiene condiciones para el albergue de personas”.

La responsabilidad total de la atención a los compatriotas es del alcalde del municipio Junín y del gobierno regional y nacional, agregó la UPEL.

“Rechazamos la manera como fueron tratadas nuestras autoridades del Pedagógico de Rubio, por parte del alcalde de Junín. Rechazamos igualmente el engaño al cual fueron sometidos nuestros compatriotas que llegan del exterior. Ellos deben estar en sus casas o en centros de atención debidamente acondicionados. Esa responsabilidad es del gobierno”, señala la directiva de la UPEL.

Hacen un llamado a la gobernadora del Táchira, Laidy Gómez, para que se manifieste. Las autoridades consideraron el hecho como lamentable.

“Las circunstancias por las cuales se está pasando es producto de la crisis de infraestructura hospitalaria por la que atraviesa el país. Esto es su responsabilidad”, afirmó.

Desde el Consejo Universitario de la Universidad Pedagógica Experimental Libertador, expresaron total apoyo a las autoridades del Pedagógico Rural Gervasio Rubio. La firme convicción de solidaridad y apoyo a los venezolanos, en estos tiempos de pandemia, en el marco de las posibilidades y competencias profesionales.