Coronavirus en Venezuela: por segundo día consecutivo son más de mil los nuevos casos

El nuevo informe presenta un número importante de casos que se concentran en el Distrito Capital. En las últimas 24 horas también fallecieron 7 personas y ya son casi 400

Coronavirus en Venezuela: por segundo día consecutivo son más de mil los nuevos casos

El reporte de los casos de contagios por el nuevo coronavirus en Venezuela se ha convertido en un acto rutinario, del que luego nadie habla para beneficio del propio chavismo. ¿Quién se sienta a discutir esos números con el vecino? Peor aún, ¿quién cree que estos números son reales?

De cada informe, regularmente se destacan tres cifras que deberían dar una idea de cuánto debería preocuparnos u ocuparnos el tema: nuevos casos, muertos y totales. Pues bien, este 2 de septiembre, Delcy Rodríguez dijo que en las últimas 24 horas se contabilizaron 1.127 casos y siete fallecidos. El total queda así: 48.883 casos en el país y 398 muertos desde que inició la pandemia.

Por segundo día consecutivo, según la vicepresidenta de Nicolás Maduro, los casos se cuentan por miles. Sucedió antes, pero luego el chavismo mostró cifras inferiores en las siguientes fechas. Dicho esto, Rodriguez presentó las listas de costumbre. Casos por Estado, por ejemplo:

Y las cuentas de contagios en Distrito Capital que con 262 nuevos casos en 21 de las 22 parroquias, es el principal foco del país. El Valle (42), Caricuao (33) y Sucre (31) son las que más preocupan.

Finalmente, algunos detalles de los muertos, que 2 ocurrieron en Apure (un hombre de 74 años y otro de 65); 2 en Miranda (hombre y mujer); 2 más en Táchira (hombre de 69 y 84 años) y uno en Distrito Capital.

De resto, es más de lo mismo: que 1.016 casos son de transmisión «comunitaria» y 111 «internacionales», que de estos últimos 107 son procedentes de Colombia, 3 de Ecuador y 1 de Perú y que de los 48.883 casos totales, 39.912 están recuperados.

Así se cierra otro informe que le sabe a poco al ciudadano que debe levantarse entre días de cuarentena radical y relajada, con una sola preocupación: cómo llevar el alimento a casa.