Verstappen es campeón de Fórmula Uno tras una campaña con alto voltaje

Un milagro para cumplir al fin con su destino: el neerlandés Max Verstappen (Red Bull) conquistó el domingo en Abu Dabi su primer título mundial en Fórmula 1 al adelantar a su gran rival Lewis Hamilton en la última vuelta del último Gran Premio de la temporada.

Verstappen es campeón de Fórmula Uno tras una campaña con alto voltaje

Max Verstappen se proclamó campeón del mundo este domingo al término de un combate dramático del holandés contra el británico Lewis Hamilton y entró en la historia de la Fórmula Uno.

Hamilton (Mercedes), que finaliza a ocho puntos del nuevo campeón del mundo al término de una temporada “que se recordará en 10 o 20 años”, según Verstappen, deberá esperar para lograr el récord de un octavo título mundial.

“Es una locura, al fin tuve suerte, quiero volver a vivir esto con este equipo por los diez o quince próximos años”, lanzó un Verstappen eufórico.

“En primer lugar felicitaciones a Max y a su equipo. Hizo un trabajo fantástico este año”, destacó Hamilton, “orgulloso” de su equipo.

El título de constructores fue para Mercedes, mientras que el tercer cajón del podio este domingo en el circuito de Yas Marino lo ocupó el español de Ferrari Carlos Sainz.

Final de suspenso

La carrera y el Mundial se resolvieron en un escenario digno de película, con los dos rivales igualados a puntos (369,5) antes de esta final, lo que sólo había ocurrido en una ocasión en el pasado, en 1974.

En esas condiciones la ecuación era sencilla: el mejor clasificado se proclamaría campeón.

Todos creían casi hasta el final que éste sería Hamilton, autor de una mejor salida desde el segundo puesto de la parrilla, y líder durante la mayor parte de la carrera.

Verstappen no tardó en tratar de recuperar el liderato de la carrera, aunque lo hizo con una maniobra osada en la curva 6.

Los monoplazas de ambos pilotos se tocaron, obligando a Hamilton a cortar por la chicane para volver a pista por delante para cólera del neerlandés.

La locura

A pesar de las reclamaciones de Red Bull, que estimaba que el británico se benefició de una ventaja indebida, los comisarios no consideraron necesario abrir una investigación.

Verstappen no pudo perturbar a Hamilton. Ni siquiera cuando su compañero mexicano Sergio Pérez, en cabeza tras la parada del británico a boxes, trató de ralentizar la marcha de piloto inglés.

Pero un coche de seguridad a cinco vueltas del final después de un accidente del canadiense Nicholas Latifi (Williams) cambió el destino: Verstappen cambió de neumáticos pero no lo hizo así Hamilton.

Tras reanudarse la carrera, el neerlandés adelantó a su rival en la última vuelta.

Hijo de un antiguo piloto de F1, el neerlandés Jos Verstappen, y de una antigua piloto de karting, la belga Sophie Kumpen, Verstappen estaba predestinado.

Generación de relevo

Max se convirtió en el piloto más joven en tomar la salida de un gran premio, en 2015 a los 17 años, 5 meses y 15 días, con los colores de Toro Rosso.

Luego fue el vencedor más joven, en el Gran Premio de España en 2016, con 18 años, 7 meses y 15 días, en su primera temporada con Red Bull.

Al coronarse este domingo, el holandés, nacido en Bélgica el 30 de septiembre de 1997 y residente desde hace mucho tiempo en Mónaco, se convirtió en el cuarto campeón más joven, a sus 24 años, 2 meses y 12 días, por detrás de Sebastien Vettel, Lewis Hamilton y Fernando Alonso.

Esta temporada era la primera en la que Red Bull le proporcionaba un monoplaza capaz de rivalizar con los Mercedes, campeones todos los años desde la introducción de los motores híbridos en 2014.

Las cifras así lo demuestran: de sus 20 victorias, 10 las logró en 2021, y de sus 13 poles, 10 fueron logradas este año.

La temporada 2022, que comenzará el 20 de marzo en Baréin ¿ofrecerá a Hamilton la ocasión de una revancha?

Todo puede pasar, porque serán unos monoplazas totalmente nuevos después del profundo cambio del reglamento. El suspense sigue en la F1.

Estos fueron los hitos del campeonato de Verstappen:

1. Respuesta de Verstappen bajo la lluvia en Imola (18 de abril)

Desde los entrenamientos de pretemporada, el duelo se anuncia muy equilibrado entre la escudería dominante Mercedes y Red Bull, que parece haber recuperado su retraso tecnológico. Las previsiones se confirman ya en el primer Gran Premio de Baréin a finales de marzo, con Verstappen teniendo que ceder la victoria a Hamilton después de haberlo adelantado fuera de los límites de la pista. Decepcionado, el holandés responde en la siguiente carrera, en Imola, donde bajo una intensa lluvia ‘Mad Max’ no duda en salirse por la hierba para llegar a la altura del británico en la primera curva. En la chicane le adelanta y ya nada puede detenerle.

2. Alto voltaje en Silverstone (18 de julio)

En la 10ª carrera, Hamilton llega contra las cuerdas a su Gran Premio, con 32 puntos de retraso sobre Verstappen. Mejor en los entrenamientos, el británico cede la pole en la primera carrera esprint de la temporada. Los dos se lanzan a una primera vuelta de alto voltaje. Tras varios intentos, Hamilton vuelve a tratar de adelantar en la 9ª curva: finta hacia el exterior y ‘Sir Lewis’ mete el coche por el interior de la curva que tan bien conoce. Verstappen no cede y tras tocarse con su rival acaba en el muro de protección. Sano y salvo asiste desde el hospital a la victoria de Hamilton pese a una penalización de 10 segundos. El británico se mete de nuevo en la pelea por el título y la rivalidad entre ambos, hasta entonces civilizada, alcanza una nueva dimensión.

Abu Dabi, 12 de diciembre. El piloto neerlandés Max Verstappen de Red Bull Racing durante una de las vueltas del dramático premio de Abu Dabi, dond ese impuso para arrebatarle el título al favorito británico Lewis Hamilton. Foto: EFE/EPA/Ali Haider

3. Marea naranja en Zandvoort (5 de septiembre)

No fue la carrera más emocionante, pero se vivió una auténtica fiesta popular en las tribunas, signo del fervor que despierta Verstappen en su país. En el primer Gran Premio de Holanda desde 1985, el famoso ‘Orange Army’ invade las gradas del circuito, con capacidad para 70.000 espectadores. Muy numerosos ya en Austria, Hungría y Bélgica, los fans holandeses no necesitan esta vez rodar durante horas en camping-cars para ver a su ídolo nacional. Ante los suyos, ‘Max’ cumple con la pole y una victoria que le permite recuperar el liderato del Mundial, con tres puntos de ventaja sobre Hamilton después de 13 carreras de 22 previstas.

4. Paroxismo en Monza (12 de septiembre)

Desde la primera vuelta se mascó la tensión con un pequeño choque sin consecuencias, tras el que Hamilton dejó a Verstappen segundo detrás de Daniel Ricciardo (McLaren). Pero mediada la carrera se desencadenaron los acontecimientos. El británico salió de una parada en boxes justo antes del neerlandés. Al final de la recta ambos pilotos entraron igualados a la chicane. Cerrado por Hamilton, Verstappen subió a los vibradores, perdió el control de su monoplaza y vio literalmente como volaba sobre el de su adversario. bien protegido por el halo de su Mercedes. Los dos finalizaron fuera de pista y tuvieron que abandonar, sin lesiones pese a la aparatosidad del accidente. La imagen permanecerá como el símbolo de esta lucha inexorable.

5. Recital de Hamilton en Brasil (14 de noviembre)

Al igual que ocurriese en Silverstone anteriormente en la temporada, Hamilton llegó contra las cuerdas a Brasil, con 19 puntos de desventaja. Sin embargo, lejos del KO, salió airoso de esa complicada situación. Después de salir en décima plaza tras dos sanciones, y llevado en volandas por el público de Sao Paulo, el heredero de Ayrton Senna remontó al segundo puesto en la vuelta 19 de 71. En la 48ª, atacado por el exterior de la curva 4, Verstappen se defiende y conduce a su rival, y a sí mismo, fuera de la pista durante unos instantes. El neerlandés no fue sancionado, Hamilton volvió a la carga y acabó por adelantarle en la vuelta 59 en su tercer intento. Después de esta demostración, ‘King Lewis’ repitió en Catar para alimentar las esperanzas de un octavo título récord. Pero Verstappen se lo impidió en Yedá: él entra también entre los campeones, a seis títulos ahora de Hamilton y de Michael Schumacher.

Abu Dabi. El piloto británico de Fórmula Uno Lewis Hamilton de Mercedes-AMG Petronas y el español Carlos Sainz (R) de Ferrari Mission Winnow en el podio tras la carrera de este domingo 12 de diciembre en Emiratos Árabes Unidos. Foto EFE/EPA/Ali Haider.

6. Caos en Yedá (5 de diciembre)

Desde las calificaciones en Arabia Saudita, en el nuevo y estrecho circuito, entre los muros de seguridad, Verstappen se va a un muro en la última curva. Su vuelta perfecta no ocurre. Partirá tercero. El británico, en pole, vuela hacia una carrera tranquila cuando el accidente de Mick Schumacher interrumpe la carrera. En la nueva salida, es Verstappen quien está al frente al no haberse detenido en boxes. Hamilton le adelanta, pero el holandés logra retomar el mando. En el pelotón, dos accidentes provocan una nueva interrupción. Sancionado por su maniobra precedente, Verstappen parte tercero detrás de Hamilton y Esteban Ocon. En la primera curva, “Mad Max” intenta y logra un adelantamiento de alto riesgo. En la vuelta 37, el piloto de Mercedes ataca, pero su rival conserva su posición superando los límites. Verstappen es obligado a ceder su plaza: ralentiza, pero su rival, sorprendido, le toca. Los dos pueden continuar. Hamilton adelanta finalmente a Verstappen y se hace con el punto de bonificación de la mejor vuelta. En la clasificación del Mundial, ambos quedan empatados a puntos, antes de la batalla final.

7. Desenlace de película en Abu Dabi

La última carrera de la temporada de Fórmula Uno 2021 comienza con una polémica en la primera vuelta. Hamilton, segundo en la parrilla, realiza una mejor salida que Verstappen, quien trata rápidamente de adelantarlo con una maniobra osada en la curva 6. Los monoplazas de los dos pilotos se tocan, obligando a Hamilton a salirse de la pista y a cortar por la chicane para regresar delante de su joven rival neerlandés.

Hamilton abre hueco y parece dirigirse con paso firme a su octavo título mundial. Hasta la violenta salida de pista del canadiense Nicholas Latifi (Williams), a cinco vueltas de meta: el tiempo para que el monoplaza de Latifi sea retirado ondea la bandera amarilla, y cuando los comisarios vuelven a dar la salida lanzada, Hamilton y Verstappen se ven rueda a rueda. El neerlandés, que acababa de cambiar neumáticos, pasa rápidamente en cabeza ante un Hamilton boquiabierto.

Vinotinto contra Bolivia: cuando lo normal es anormal

El debut de Venezuela fue soñado. Goleó y gustó. Y lo hizo con un 11 previsible, juntando a los que ya han sido utilizados por otros técnicos. ¿Qué cambió? Parece que el rival facilitó ese primer paso de encontrar la competitividad, perdida por los movimientos de una FVF caótica. Sin embargo, ahora viene lo más difícil: impedir el típico bajón que la Vinotinto muestra luego de un logro