<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Babette Cointa, a la conquista de México

La modelo caraqueña está activa desde el DF. Pero Babette no solo modela: en sus planes está una marca de ropa concebida para lucir en los grandes festivales del mundo

Babette Cointa, a la conquista de México

Cuando Babette Cointa gira su cuerpo para la foto imaginas frenazos, un pequeño caos a su paso por la avenida Reforma y al ángel de la Libertad mirando hacia abajo hecho el loco. Pero, claro, ella no anda así por las calles de Ciudad de México.

Para allá se fue Babette hace dos años y medio a trabajar en una empresa de yogures veganos y asumiendo que quizás su carrera como modelo quedaría en pausa. Pero eso, claramente, no podía ser así.

“Pensé que no lo haría más, pero se me ha dado la oportunidad de seguir en esto y me encanta… Y además tengo unos proyectos en camino por los cuales estoy súper emocionada”.

Babette Cointa Carvallo Castillo –caraqueña, 33 años “aunque usted no lo crea”- empezó su historia formal en esto en 2004 con su participación en el concurso Teen Model: “Me abrió las puertas en el modelaje”.

Y a eso le siguieron más tarde -2008- las experiencias de los concursos Piel Dorada, en Costa Rica, y Top Model of The World, en Líbano. En Venezuela trabajó con Freestyle, Volcom, Skechers y otras marcas vinculadas a la playa y el surf.

-¿Y surfeas?
-Hice surf cuando era más chama… al menos lo intentaba. Y patinaba, aunque tengo años que no surfeo ni patino. Pero sí hago mucho deporte. Soy como adicta, no puedo pasar mucho tiempo sin entrenar, ¡si no voy al gym me pongo de mal humor! Siempre he sido deportista. De niña mis papás me influenciaron mucho hacia el deporte y el arte. Mi papá era artista plástico y mi mamá actriz de teatro y enfermera.

Babette

Además de posar trajes de baño y artículos y ropa de surfistas, Babette también tuvo un breve paso por la actuación: “Estuve en un reality show de Venevisión con el grupo Calle Ciega y también en varios sketchs del programa ‘A que te ríes’. En el reality sí actué más. Éramos tres chicas fans de Calle Ciega y éramos las protagonistas junto a ellos”.

-¿Por qué no seguiste en la actuación?
-La verdad soy buena… Pero no fue algo que me mató.

Lo suyo es ser modelo. Y por eso en México se ha anotado unos cuantos puntos importantes como freelance: “No llegué con la expectativa de modelar, pero se dio y me va bien. He trabajado para marcas de talento nacional y para tiendas de la ciudad. Salí en la revista Summersmag, de Los Ángeles, posando para una marca de trajes de baño llamada @dolceaqua_swimwear con unas fotos que hicimos en Nápoles, Italia. Y he trabajado también para la marca italiana Intimissimi aquí en México”.

Los planes de Babette con respecto a la moda van más allá de aportar su imagen: quiere crear algo propio y lo está haciendo.

«Estudié diseño. Desde pequeña intervenía mi ropa y siempre se me ha dado bien el tema de la moda (al menos eso me dicen). Estoy trabajando en el diseño de ropa para festivales. Quiero hacer una marca propia. Esto de los festivales y fiestas en el mundo está muy sonado, todos se toman muy en serio el tema del outfit para esos eventos –me incluyo- y quiero enfocarme en eso. Conozco a mucha gente en el medio y eso me va a ayudar a destacarme. No es fácil, pero estoy muy motivada porque me encanta la combinación de la moda con las fiestas. Los diseños van desde Tuluminati hasta el Burning Man style. Es decir, diseños para todos los festivales del mundo”.

Babette