Ver otras firmas

Ibsen Martínez

Ibsen Martínez

Autorretrato: Escritor, periodista, traductor, dramaturgo, ex guionista de tv. Nací mucho antes de que la regla del bateador designado entrase en vigor en la Liga Americana. Mantengo desde hace seis años una columna semanal en la edición para las Américas del diario español El País. Expatriado voluntariamente en Bogotá desde 2013 me ocupo actualmente de un largo ensayo histórico, provisionalmente titulado "Pápeles póstumos de un petroestado". EL ESTIMULO ha asegurado la publicación, en exclusiva y por entregas, de algunos de sus capítulos. Los estragos de una vida disipada me consienten hoy muy pocas adicciones: una de ellas es la música de cámara. Otra es la lectura. Dejé atrás mi biblioteca cuando escogí el exilio y eso ha hecho que la biblioteca "Luis Ángel Arango", de Bogotá, una de las mejores de Hispanoamérica, se haya convertido para mí en irrenunciable querencia. Mi pecado capital ha sido la pereza, señoras y señores. Una pereza llevada a tal grado de desvergüenza que he terminado por hacer mío el lema del gran Karl Kraus: " la vida es un esfuerzo digno de mejor causa".

Artículos Destacados

Darlington Hall y el doctor Melchior

Darlington Hall y el doctor Melchior

El relato de Keynes logra compartir con el lector la empatía que en él infunden las vicisitudes del jefe de la delegación alemana: el imperturbable doctor Carl Melchior

El moritat de Gerhard Schröeder

Moritat: género musical popular que germinó en el Medioevo alemán. Balada monótona y pegajosa que narra sin escandalizarse las andanzas de un malhechor, normalmente un asesino salteador de caminos, condenado a muerte y en fuga de sus verdugos. Puede traer o no moraleja. (Publicado en el diario El País, de España).

Las tinieblas de William Neuman en Venezuela

Ex corresponsal del New York Times en Venezuela, William Neuman escribió un libro que "se lee como se empina un buen ron servido con honestidad por un amigo que no te mentirá". Es una cruda reseña del fracaso de la llamada revolución bolivariana y del mesianismo chavista. (Publicado en El País, edición América, 18 de abril de 2022).

El donante secreto

El gran filósofo del siglo XX, Ludwig Wittgenstein, donó de incógnito y en 1914, más de 400.000 dólares al poeta Rainer María Rilke , otro gran del siglo. He aquí la curiosa historia

La concesión Hamilton

Esta es la historia de un comerciante inglés que pasó de vender galletas a las encopetadas damas de la Venezuela de fin de siglo XIX a convertirse en testaferro de concesiones de dictadores. Beneficiario original del negocio del lago de asfalto de Guanoco, la traspasó a la empresa New York and Bermúdez Comp. Un tipo de historias frecuentes en la rebatiña de Venezuela.

Bill Evans, impresionista

A mediados del siglo pasado, surgió en los Estados Unidos un músico de jazz que encarnó la síntesis entre la música que solemos llamar "clásica" y las vanguardias del jazz

¿Sobrevivirá Maduro a la guerra de Putin?

Con todo, no ha faltado quien fantasease en voz alta y por eso sé que a muchos ilusiona pensar que la guerra en Ucrania traerá consecuencias no previstas por Maduro y que, ahora sí, las llamadas “externalidades” precipitarán su caída. Este artículo se publicó inicialmente en El País, de España.

Forn

Con ‘Maria Domecq’, el argentino Juan Forn transmutó una incomparable historia de amor en gran literatura de la adicción. Definitivamente es una de las más hermosas historias escritas en nuestro continente durante el último siglo

1947

La foto que ilustra este artículo de opinión le llegó a Ibsen Martínez gracias a las redes sociales. El hallazgo le permite repasar lo que sucedió en un año promisorio para Venezuela, que parecía abrirse paso al futuro democrático; futuro que tantos años después sigue siendo incierto

En el principio fue el Palladium (y después la Salsa)

Fue como la caída del meteorito que acabó con los grandes saurios: el fin de la era del mambo y del big Latin Band. Sin embargo, la música y el baile que habían florecido en el Palladium vertebraron una música nueva que haría eclosión en los años 70: la salsa.

Nogales Bey: cuatro años bajo la media luna

En Armenia, uno de los oficiales genocidas fue el venezolano Rafael Nogales Méndez. Sus compañeros de armas turcos lo apodaron “el perro cristiano” para exaltar su innegable  lealtad a la bandera otomana durante la guerra que libró con feroz eficiencia en teatros tan dispares como la meseta anatolia, el Cáucaso y la península del Sinaí

El Bolívar de Carlos Malamud

El culto a Bolívar ha sido desde 1870, bajo la dictadura del general Antonio Guzmán Blanco, no solo una engañifa autoritaria y militarista, sino también una especie de misticismo moral que ha envenenado durante mucho más de un siglo nuestra idea de la República, de la política y del ciudadano.

La segunda página de Hetty Green (“Papeles póstumos de un petroestado”)

Hetty Green, la “bruja de Wall Street”, como llegaron a llamarla los tabloides de la época, se contó entre los grandes practicantes del capitalismo financiero que jamás hayan vivido. Todos los historiadores económicos que se han ocupado del advenimiento de la llamada civilización petrolera señalan la antecesión del llamado “ciclo ballenero”, del que Green, "la mujer más rica de América", fue una notable protagonista.

La lección de Sebastián Haffner

Alemania, 1933 :"... todos los días nos instaban no ya a rendirnos, sino a pasarnos al bando contrario. Bastaba un ligero pacto con el diablo para dejar de pertenecer al bando de los prisioneros y perseguidos".

Berberova

La escritora Nina Berberova pudo regresar del exilio en 1989 a Rusia por primera vez en 67 años. Según Hubert Nysen, su editor francés, "la impresionó más el empobrecimiento moral e intelectual del país que su desastre económico"

La parada de Urbina (cuento de la oposición venezolana)

Cada una de las expediciones se las apañaba para lograr que un misterioso donante, mencionado como el Americano en la correspondencia cifrada de los conspiradores, hiciese un importante aporte. El Americano no era otro que el hombre más rico de Venezuela: Antonio Aranguren, el Monómeros de la oposición de aquel entonces.