Maduro: Dolarización de facto es válvula de escape para la economía

Nicolás Maduro gobernante de Venezuela dijo que no desaprueba la dolarización que experimenta el país, pues es una válvula de escape que aporta a la recuperación y despliegue de las fuerzas productivas.

Nicolás Maduro gobernante de Venezuela dijo que no desaprueba la dolarización de facto que experimenta una parte del país.

Consideró que el fenómeno es una válvula de escape que aporta a la recuperación y despliegue de las fuerzas productivas.

Por años el gobierno de Hugo Chávez, e incluso el de Nicolás Maduro, impidieron la apertura a mercados extranjeros y judicializó la compra de divisas. Solo era permitido si era controlado por el gobierno y sus funcionarios que tenían la preferencia para la adquisición de la moneda extranjera.

«Ese proceso que llaman de dolarización puede servir para la recuperación y despliegue de las fuerzas productivas del país y el funcionamiento de la economía», dijo.

«Es una válvula de escape, gracias a Dios existe», indicó en una entrevista transmitida este domingo por la televisión privada Televen.

«Quizás lo que voy a decir puede ser un pecado para los dueños de los dogmas, pero te voy a decir una cosa: yo no lo veo mal, me declaro pecador», dijo.

«Autoregulación necesaria»

Maduro afirmó que el fenómeno surgió por la «autoregulación necesaria» de la economía venezolana, que se contrajo más de 50% desde 2013.

Por mucho tiempo el chavismo ignoró la reglas del mercado e impuso múltiples mecanismos de control que fracasaron al imponerse la realidad económica.

El bolívar es la única moneda de curso legal en Venezuela.

Desde 2003 rige un control de cambios del Estado en la administración de los dólares, que ingresan por la venta de petróleo, otra actividad exclusiva del Estado.

Sin embargo la pérdida del poder adquisitivo llevó a muchos venezolanos a refugiarse y realizar transacciones en el dólar. En especial luego que fuera despenalizado.

Tras la flexibilización del control de cambios muchos venezolanos acudieron a la divisa ante la rampante inflación, que este 2019 supera 4.000%.

«Siempre estuvo dolarizado»

Maduro dijo que todas las economías del mundo están dolarizadas, y que en Venezuela, cuya moneda fue fuerte en 1970, la situación no es nueva.

«Siempre estuvo dolarizada (la economía venezolana), lo que pasa es que fue con los petrodólares del Estado y ahora la autoregulación de la economía apareció», señaló.

Venezuela es el país con las mayores reservas probadas de petróleo en el planeta, pero atraviesa por la mayor crisis económica de su historia moderna.

La situación se expresa en escasez cíclica y alta inflación, por un pésimo manejo económico de parte del Ejecutivo chavista que dirige el país desde hace 20 años.

La situación se ha agudizado desde el inicio del mandato de Nicolás Maduro.

El país acortó sus ingresos por el desplome de la producción petrolera a 700.000 barriles diarios, el nivel más bajo en la historia de PDVSA.

El desmantelamiento de la industria petrolera que inició con su antecesor y la profundización de este proceso ha llevado al país a una situación crítica.