Rajoy

España se queja ante embajador de Venezuela por ofensas de Maduro a Rajoy

El Ministerio español de Exteriores convocó al embajador de Venezuela en España, Mario Isea, en protesta por las palabras del presidente venezolano Nicolás Maduro contra el jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, al que llamó "bandido" y "protector de delincuentes y asesinos". El canciller español, Alfonso Dastis, calificó este lenguaje como "ofensivo, inaceptable e injusto". Pidió al gobernante chavista ocuparse más bien del  bienestar de los venezolanos

Rajoy fracasa de nuevo y España va rumbo a terceras elecciones

El Congreso de los Diputados español rechazó este viernes de nuevo la reelección como presidente del Gobierno del líder del PP (centroderecha), Mariano Rajoy, que obtuvo 170 votos a favor y 180 en contra. Esta es la segunda votación de investidura de Rajoy, tras la celebrada el pasado martes 31 de agosto en la Cámara Baja española y ha vuelto a fracasar en su intento de reunir el apoyo necesario de otros partidos para formar gobierno. A favor de Rajoy votaron los diputados de su partido, el conservador Partido Popular (137), los liberales de Ciudadanos (32) y una diputada moderada canaria. En contra votaron los socialistas (85 diputados), la coalición de izquierdas Unidos Podemos (71) y veinticuatro parlamentarios de varias formaciones nacionalistas que completan la Cámara. Rajoy se convierte en el segundo candidato de la historia reciente española rechazado por la Cámara, tras el que sufrió el líder socialista, Pedro Sánchez, en marzo. Han sido los dos únicos intentos de desbloqueo de la situación política en España, que se prolonga durante ocho meses. Tal como establece la Constitución española, tras el fracaso de Rajoy se abre un período legal de dos meses en los que el rey Felipe VI podría proponer nuevos nombres para la candidatura a jefe del Ejecutivo, pero si transcurre ese plazo sin un presidente elegido se disolverá el Parlamento y se convocarán nuevas elecciones legislativas para diciembre. Mientras tanto, Rajoy se mantiene como presidente del Gobierno en funciones, con competencias limitadas.