Fiat pretende no vender más carros a gasolina a partir de 2030

La marca italiana dice que hay que equiparar los costos de los vehículos eléctricos a los de motores térmicos antes de la transición

Fiat pretende no vender más carros a gasolina a partir de 2030

El tiempo se agota para los vehículos de combustibles fósiles (a gasolina, diésel u otros). Fiat se sumó a otras marcas como Ford y General Motors que han anunciado su intención de convertirse en un plazo menor a 10 años a fabricantes y vendedores de autos 100% eléctricos.

El CEO de Fiat Olivier François confirmó la información durante una conversación sobre el futuro de las ciudades y la movilidad, en vísperas del Día Mundial del Medio Ambiente. «Nuestra intención es ciertamente cambiarnos exclusivamente a los eléctricos -explicó François-. El objetivo es hacerlo entre 2025 y 2030, ojalá más cerca de 2025”, declaró, según reseña del medio italiano Lstampa.

Pero aunque el cambio tecnológico es el objetivo de la empresa, propiedad del grupo ítalo-franco-estadounidense Stellantis, no pierde de vista que los costos actuales del vehículo eléctrico, así como los temas logísticos, como la infraestructura de carga, pueden atentar contra el volumen de venta.

Francois comentó al respecto que la transición la harán “tan pronto como estemos listos para equiparar el costo entre los automóviles con motor térmico y los automóviles a motor eléctrico. Haremos este paso de forma radical, pero debemos ir paso a paso”.

Destacó la misión social de Fiat en cuanto a la democratización de la movilidad “la clave de los planes futuros es hacer accesible la movilidad sostenible a todos. El coche eléctrico no debe ser elitista y no debe costar más que la máquina e motor térmico”, destacó

En ese sentido matizó que “cuando seamos capaces de ofrecer una movilidad verdaderamente sostenible en todos los sentidos, podremos hacer el cambio. Ahora todavía no es posible, y por eso ofrecemos motores a diésel, gasolina e híbridos, en los que estamos presionando mucho”.

El CEO de Fiat dijo además que la marca está trabajando en una infraestructura pública con una nueva empresa conjunta, apuntando a equipar los estacionamientos con paneles solares y utilizar baterías de coche para almacenar energía solar y redistribuirla, mientras espera que en las nuevas edificaciones se vayan incorporando progresivamente las infraestructuras de carga.