<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Nelson Mandela

John Carlin, o apuntes del profesor que no llegó a su clase

El lunes 7 de octubre John Carlin fue “inadmitido” en Venezuela y deportado a Madrid, España, cuatro horas después de haber pisado suelo caribeño. Su paso por el país tenía como objetivo hablar sobre sus experiencias en Sudáfrica en el conversatorio “Mandela y el camino a la paz, horizontes posibles para Venezuela”. Clímax hace un recuento sobre el trabajo del periodista inglés y el impacto que ha tenido en naciones en conflicto. ¿Qué hubiese dicho el británico que el gobierno de Nicolás Maduro no quiso que dijera?

El almuerzo del presidente

Cuando Mandela fue trasladado de Pretoria a Robben Island para cumplir su sentencia de cadena perpetua, Yutar fue ampliamente alabado en los medios de comunicación como “el salvador de Sudáfrica, el defensor de la civilización contra las fuerzas de la oscuridad” y alentó esta imagen en cada oportunidad para avivar los temores blancos de un baño de sangre inminente. Tal vez usted jamás haya escuchado hablar de Percy Yutar ni de Quartus de Wet. Pero cualquier surafricano sí sabe de ellos –y los deben recordar con profundo desprecio- porque fueron el fiscal y el juez que aseguraron las condenas a cadena perpetua para Nelson Mandela y sus compañeros. Yutar fue el fue el fiscal y de Wet el juez que dictó la sentencia. ¿Los cargos? Sabotaje y conspiración. La realidad: eran activistas luchando por acabar con el apartheid, la segregación racial impuesta por la minoría blanca.