<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-K8BB9HX&l=dataLayer" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>

Venezuela sin vacuna contra la hiperinflación, precios se aceleran en junio

El reporte es de la Asamblea Nacional. La culpa es del Gobierno de Maduro, según José Guerra. Las víctimas son los venezolanos que ven cómo la pobreza toca la puerta y se sienta en su mesa

Venezuela sin vacuna contra la hiperinflación, precios se aceleran en junio

La hiperinflación continúa sin dar tregua a un país en cuarentena. El índice reportado por la Comisión de Finanzas de la Asamblea Nacional se aceleró en junio. La subida de los precios en este mes fue de 19,5 %. Esto representa un incremento de 4,2 puntos porcentuales en comparación con el reporte de mayo (15,3 %).

Con este nuevo dato inflacionario, los precios al consumidor venezolano aumentaron 508,47% en los primeros seis meses del año. En los últimos doce meses, este aumento fue de 3.524 %.

¿Por qué la inflación no para?

Porque la dinámica sigue siendo la misma o incluso peor. El diputado José Guerra, encargado en esta ocasión de dar los datos, señaló varios puntos para que se siguiera devaluando el bolsillo del venezolano.

En primer lugar, el Gobierno de Maduro sigue creando dinero inorgánico para pagar bonos a los venezolanos. Además, el Banco Central de Venezuela sigue financiando a Pdvsa, lo cual genera también presión inflacionaria, porque en este momento la estatal petrolera está en números rojos.

Por otro lado, en medio de la pandemia, la producción nacional sigue en picada y muchas empresas no podrán soportar la cuarentena en un país que por sí mismo ya tiene serios problemas económicos. Además, el financiamiento de la banca a la producción continúa paralizado con un encaje legal que no brinda alternativas.

Hiperinflación + Caída de la producción = Pobreza

José Guerra no perdió la oportunidad de hablar sobre la pobreza. La reciente encuesta Encovi le brindó los datos necesarios para recordar lo que muchos venezolanos notan día a día: En Venezuela la pobreza toca la puerta y se sienta en la mesa.

La inflación, junto a la devaluación de la moneda y la recesión en la que se encuentra el país desde hace ya 7 años es una combinación que, a juicio de Guerra, solo puede generar pobreza.

Con un salario mínimo de apenas 2 dólares al mes, la realidad es que los venezolanos se encuentran en una situación complicada.

Servicios y restaurantes repuntan, a pesar de la cuarentena

Aunque, por ley muchos precios de servicios están congelados por la cuarentena, la realidad que vive el venezolano día a día es distinta. El índice mostró que precisamente las tarifas en este sector subieron 119,8 %. Mientras que los restaurantes, que trabajan en la mayoría de los casos con servicio de delivery, también abultaron sus precios en junio (+110,1%).

Para el próximo mes, la tendencia se espera que se mantenga. El Gobierno de Maduro parece no encontrar aún la vacuna para la espiral hiperinflacionaria en la que entró el país desde 2017.