Petro ¿Cómo Maduro busca imponerlo en Venezuela?

A través de un decreto, Maduro obliga de ahora en adelante a personas naturales y jurídicas y empresas privadas y públicas a llevar sus contabilidades en bolívares y en petros

El líder del régimen venezolano, Nicolás Maduro, firmó este miércoles un decreto que coacciona tanto personas naturales como jurídicas y empresas públicas y privadas a llevar las contabilidades en petro y en bolívares.

El gobernante afirmó que haciendo uso de esta legislación se instruye, con carácter de obligatoriedad, a personas naturales y jurídicas a registrar información y hechos económicos expresados contablemente en la criptomoneda nacional petro.

“El petro pasa a ser un registro contable legal (…) para darle valor real a los bienes en Venezuela, a los apartamentos, a las viviendas, los vehículos y las motos”, puntualizó el líder del régimen. 

Directamente desde la sede del Banco de Venezuela (BCV), Maduro indicó que, en casos de que una factura sea liquidada en petros, esta debe ser emitida en petros, respectivamente. Sin embargo, aquellas que se paguen en bolívares se emitirán de la misma manera que se viene practicando.

Documentación y trámites

Este decreto abarca también trámites legales. Maduro ordenó a las oficinas del Servicio Autónomo de Registros y Notarías (Saren) y al Servicio Administrativo de Identificación, Migración y Extranjería (Saime), velar por una pronta actualización de su sistema, con el objetivo de que esta permita el pago de trámites legales haciendo uso del petro.

“Usted puede vender en petro su apartamento, su casa, su moto y su carro. En el Saren hay que avanzar, no en proyectos pilotos, no. Todas las oficinas deben estar actualizadas, vendiendo y registrando las ventas y compras en petro”, aseveró. 

El petro ha estado lleno de incertidumbre desde que Maduro anunció su lanzamiento en diciembre de 2017. El Departamento de Estado de EE UU, emitió una orden en la que prohibía a los ciudadanos americanos tranzar con esta supuesta criptomoneda. Varias páginas que califican proyectos de divisas digitales la han catalogado como fraude.

Otro intento de impulsar el petro

El petro nació como una alternativa del régimen venezolano para burlar las sanciones de Estados Unidos. No obstante, Maduro terminó dándole otro uso, intentando hacerle espacio a la criptomoneda en el pasado, bien sea en el mercado nacional o internacional.

El año pasado, con la reconversión monetaria, ancló los salarios a la criptomoneda y la estableció como una unidad de referencia. Además, obligó a los bancos y comercios a proyectar saldos y precios en petros . También le ofreció a la India una tarifa preferencial para la venta de crudo si el país asiático aceptaba tranzar con la criptodivisa.

No obstante, la oferta de Maduro resultó rechazada por el gobierno indio y la reputación del petro en el ecosistema de criptomonedas parece seguir igual.

Las únicas casas de cambio de criptomonedas que aceptan el petro son las nacionales. Sin embargo, están reguladas por la Superintendencia Nacional de Criptoactivos y Actividades Conexas (Sunacrip).

La Sunacrip es un órgano que rige como autoridad reguladora del ecosistema venezolano de criptomonedas, creado por la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) en diciembre de 2017 al momento de anunciar la creación del petro.