Parque Miranda: 7 claves para lograr una vacunación exitosa

La Cruz Roja y el Ministerio de Salud pondrán, a partir de hoy, mil vacunas diarias a personas convocadas por mensaje de texto. Hay algunos requisitos que se deben cumplir para lograr inmunizarse

Parque Miranda: 7 claves para lograr una vacunación exitosa

Después de algunos días de vacunación frustrada y de desinformación por redes sociales, a partir de hoy, la Cruz Roja Internacional y el Ministerio de Salud pondrán mil vacunas diarias en el Parque Miranda de Los Dos Caminos. Advertencia: es solo para personas con cita, enviada por mensaje de texto.

El desorden y la aglomeración de personas que hacen fila en la calle, para poder vacunarse, desaparece apenas se traspasan las puertas del gimnasio José Joaquín “Papá Carrillo”, donde se desarrolla el operativo de vacunación de forma muy organizada y con estricto cumplimiento de las normas de bioseguridad.

Cientos de personas hicieron fila en las afueras del Parque Miranda con la esperanza de ser vacunadas

Estas son las claves para lograr una vacunación anticovid exitosa en Parque Miranda:

1. Llevar el teléfono donde se recibió originalmente el mensaje de texto con la cita. No aceptan mensajes reenviados desde otros celulares, aunque coincida la cédula de la persona. Lo chequean dos veces. Primero, los policías que resguardan la fila y luego, un funcionario de salud.

2. Es requisito indispensable presentar la cédula de identidad. La chequean cuatro veces: antes de ingresar a las áreas externas del gimnasio, antes de entrar al gimnasio, antes de la inyección y después de la vacunación.

3. La cita debe decir específicamente que es en Parque Miranda. No aceptan personas con citas en otros lugares, ni siquiera cercanos.

4. La persona debe estar en buenas condiciones de salud. No debe tener fiebre (se chequea dos veces la temperatura), y estar bien en saturación de oxígeno (se chequea una vez).

Las filas siempre se hacen al aire libre o en espacios muy ventilados

5. Quienes hayan recibido otra vacuna (aunque no sea contra la covid), recientemente, deben esperar un mes entre una inmunización y otra. Dos veces hacen un pequeño interrogatorio sobre condiciones de salud.

6. Fuera del gimnasio Papá Carrillo, todas las personas con cita hacen la misma cola. Solo adentro del gimnasio, las personas muy mayores tienen prioridad. Se les ubica en un área aparte y se les pasa por grupos.

7. De tener otras dudas (mensajes de texto perdidos o falta de vacunas en el lugar asignado), los funcionarios recomiendan acudir al Centro de Diagnóstico Integral (CDI), que está justo al lado del Parque Miranda, donde una doctora está a cargo de toda la vacunación en el Municipio Sucre y orienta sobre qué hacer.

Los tramos

Desde que la persona entra a Parque Miranda (después de hacer la fila afuera) y hasta que sale, el proceso demora cerca de hora y media, debido a la gran afluencia de gente que atiende ese centro de vacunación.

En la entrada del Parque Miranda, siguiendo el orden de la fila, policías estadales chequean que el mensaje de texto sea correcto y que el número de cédula del mensaje coincida con el documento de identificación de quien lo lleva. Al entrar, aún en las afueras del gimnasio, un funcionario de salud repite el procedimiento, además de tomar la temperatura. Antes de pasar al salón, una funcionaria hace un breve cuestionario de salud sobre enfermedades prevalentes (hipertensión o diabetes), síntomas de enfermedad de los últimos días, alergias, padecimientos de covid y sobre otras vacunas.

Dentro del Papá Carrillo, se les ubica a las personas por filas, y se les obliga a sentarse en las gradas con distancia entre ellas.

Parque Miranda

Las personas se ubican ordenadamente en las gradas y van pasando por filas

Luego pasan de diez en diez. A los muy mayores se les ubica en un lugar aparte y se van pasando por grupos intercalados con los que están en las gradas.

La vacunación se realiza en una carpa amplia y ventilada en las afueras del gimnasio.

Parque Miranda

Antes de entrar, con las personas en fila y siempre guardando un metro de distancia, se mide la saturación de oxígeno y la temperatura. Luego, se desinfectan las manos con gel y  reciben una mascarilla nueva que, obligatoriamente, deben colocarse sobre la que ya llevan puesta.

Parque Miranda

Un médico chequea la saturación de oxígeno y la temperatura antes de entrar a la carpa

Una vez dentro de la carpa, la persona a vacunarse primero debe suministrar sus datos a dos funcionarios que los apuntan en un registro y llenan la tarjeta de vacunación con el producto utilizado, el sello de la autoridad sanitaria y (en lápiz) la fecha tentativa de la segunda dosis para lo cual, advierten, los ciudadanos también deben recibir una cita por mensaje de texto.

Según explicó un médico de la Cruz Roja, “las vacunas que se ponen son las que nos manden, sean rusas o chinas”. En esta primera jornada pusieron Sinopharm, de China, sin distinción de edades.

La inyección la ponen en escritorios separados, donde una enfermera del Ministerio de Sanidad muestra cuál es la vacuna y el momento en que rellena la aguja. “Observe bien que estoy abriendo el frasco y rellenando la jeringa”, dice, para que no quede dudas. Las vacunas están a la vista, todo es muy transparente.

Por último, ofrecen indicaciones: “En caso de dolor en el brazo, ponerse compresas de agua fría. Si hay dolor de cabeza, tomar acetaminofén. Por hoy no hagan fuerza con los brazos pero ya mañana pueden hacer de todo”, dicen.

Parque Miranda

Proceso de vacunación dentro de la carpa.

Por último, otro funcionario vuelve a anotar los datos en un registro electrónico. Luego hay que esperar 10 minutos, por si acaso se presenta una reacción alérgica. Un médico de la Cruz Roja chequea a los pacientes y si se sienten bien, les autoriza a salir. Y da la recomendación final: “Nada de bebidas alcohólicas por 72 horas. Lo mismo para la segunda dosis. No se puede beber alcohol tres días antes de ponérsela”.

Dentro de Parque Miranda, el proceso es sumamente ordenado, amable, limpio y efectivo. El trabajo conjunto entre la Cruz Roja y los funcionarios del Ministerio de Salud se ve engranado.